A un click
Jueves 09 de Febrero de 2017

Sorprendente: apareció una "oruga serpiente" en Rafaela

Apareció una "Oruga serpiente" en una vivienda del Bº Alberdi. Es una especie característica de las zonas tropicales de América Central , fundamentalmente en los países que tienen orillas al río Amazonas.

Un ciudadano rafaelino encontró una "Oruga serpiente" en su vivienda ubicada en el barrio Alberdi. El hecho es muy raro debido a que es una especie característica de las zonas tropicales de América Central , fundamentalmente en los países que tienen orillas al río Amazonas.


Serpiente oruga



La "Oruga serpiente" es llamada así por su capacidad de parecerse a serpientes como forma de defensa ante sus depredadores. Existen diferentes especies y subespecies que viven en disímiles partes del mundo según su hábitat y características que las distinguen.


Tienen la cabeza como una cápsula resistente y dura, formada por dos hemisferios, entre los que se inserta una frente triangular. En la parte inferior de cada hemisferio, la cabeza tiene una serie de ojos simples dispuestos en forma de herradura, si bien algunas orugas que viven en la oscuridad carecen totalmente de ellos. Más importantes que los ojos son, no obstante, son las dos potentes mandíbulas, en forma de cuchara, con el borde abundantemente dentado, que recuerdan a la pala de una excavadora. Algunas orugas son capaces de detectar vibraciones, normalmente a una frecuencia específica.


Hábitat

Vive en las zonas tropicales de América Central, fundamentalmente en los países que tienen orillas al río Amazonas. De hábitos nocturnos, día se esconde debajo de las hojas, valiéndose de su coloración críptica para escapar a la atención de aves y otros depredadores.


Alimentación

Se alimentan fundamentalmente de las hojas tiernas de la planta Fischeria, aunque también prefieren el Epilobium y Galio, aunque también tomará Fucsia en dependencia de la etapa de reproducción que se encuentre.


Mimetismo batesiano

El mimetismo es una estrategia muy común entre los insectos. Muchos de ellos adoptan la apariencia y el comportamiento de especies peligrosas para confundir a sus depredadores. La oruga de la esfinge ( Hemeroplanes triptolemus ) es una auténtica maestra del disfraz, ya que cuando se siente amenazada tuerce su torso 180 grados, se ensancha y adquiere la apariencia de una víbora.


Existen muchas otras orugas consideradas como imitadoras de serpientes (por ejemplo, varias especies del género Papilio, algunas de las cuales incluso tienen apéndices similares a la lengua bífida de un ofidio); no obstante, ninguna se acerca a la Hemeroplanes en cuanto a realismo. La oruga no solo reproduce fielmente la cabeza triangular, ojos y escamas de una víbora, sino también los orificios nasales y las "fosetas", que son los detectores de calor que la víbora auténtica usa para encontrar su alimento en la oscuridad. Sobra decir que la "actuación" de la oruga es suficiente para espantar a la mayoría de depredadores, e incluso a algunos humanos que se la han topado de improviso, aunque es muy raro verla en su hábitat.


Período trascendental

En su forma larvaria puede disfrazarse rápidamente de serpiente arbórea cuando se sienten amenazadas. Esto lo hacen ampliando su segmento corporal anterior para dar la apariencia de una serpiente, con parches en los ojos. Esta imitación de serpiente se extiende incluso hasta el punto en el que sin causar daño aleja a los depredadores potenciales.

Si su camuflaje inicial de ramita de árbol no consigue su objetivo de engañar a sus depredadores, esta oruga adopta la apariencia de una serpiente. Acorta la cabeza y se vuelve sobre el lomo, mostrando un par de convincentes "ojos" falsos.

El terror a las serpientes está tan difundido en el reino animal, que muchos animales inofensivos han desarrollado características propias de los ofidios.


Rafaela Noticias