Santo Tomé
Miércoles 22 de Junio de 2016

Bajas ventas en los comercios de Santo Tomé para el Día del Padre

Así lo reveló el Centro Comercial de esa ciudad, en un sondeo posterior al fin de semana largo. Los porcentajes informados rondan del 25 al 30 por ciento de descenso en las compras de los consumidores

El Centro Comercial de Santo Tomé realizó un sondeo entre los comercios más importantes de esa ciudad para conocer los resultados que arrojaron las ventas por el Día del Padre y del mismo se desprende que no se logró mejorar la performance registrada en los últimos meses. Excepto algunos negocios puntuales que se dedican a la venta de indumentaria y que tienen una destacada trayectoria comercial en la ciudad, el resto de los rubros no observó una mejora sustancial en las transacciones con respecto a lo que ha ocurrido en el primer semestre de 2016, particularmente en abril y mayo.
Si bien la generalización no es conveniente, puntualizan que en comercios importantes del rubro zapatería, electrodomésticos, regalería o perfumería observaron bajas en las ventas con respecto a la misma fecha de 2015. Los porcentajes informados rondan del 25 al 30 por ciento de descenso en las compras de los consumidores.

La tendencia

Cabe precisar que la fecha del calendario comercial era esperada con ansiedad por los comerciantes de aquellos rubros que tienen productos para ofrecer en el Día del Padre. La fecha era esperada para ver si compensaba un primer semestre muy pobre en cuanto a transacciones comerciales.
La aparición de un nuevo feriado nacional para el último fin de semana (viernes 17), a lo que se sumó al feriado del lunes 20 de junio, trajo aparejado una retracción en la presencia de peatones que en fines de semana "normales".
Esta situación se suma a una realidad que fue marcada por algunos propietarios de negocios consultados por el área de prensa de la institución: hay un sector de la población que dejó de adquirir algunos productos que están por fuera de la canasta familiar. Sin dar marcas ni rubros, lo que se sigue con detenimiento es que "hay gente que bajó un peldaño en la escala social a la hora de adquirir productos de un costo importante", según precisó una fuente consultada.

A nivel nacional

Según la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (Came), las ventas por el Día del Padre fueron bajas, en línea con lo que viene pasando con el consumo en lo que va del año. Los comercios idearon todo tipo de estrategias para dinamizarlas y si bien todo ayudó, los resultados no fueron los buscados. Los 14 rubros revelados finalizaron la fecha con bajas anuales.
Las caídas anuales más fuertes se produjeron en artículos para el hogar y para uso personal (-13,9 por ciento) y gastronomía y restoranes (-11,9 por ciento), siempre en comparación con el Día del Padre del año pasado.
Las preferencias de este año se volcaron hacia productos de menor valor, como vino y licores, o regalerías. Aunque continuaron predominando en las elecciones los artículos de indumentaria y electrónicos, que también tuvieron bajas menores al promedio.
Uno de los rubros con mejor performance este año fue vinos y licores, que si bien tuvo una caída de 1,9 por ciento frente a la misma fecha del año pasado en las cantidades vendidas, fue de los elementos que menos cayeron. Es que, por un tema de precios, muchas familias eligieron esos productos, donde se podía encontrar todo tipo de precios.
En cambio, sintieron una baja los artículos para el hogar y para uso personal, donde las ventas en cantidades se retrajeron 13,9 por ciento anual. Si bien los comercios desplegaron planes de financiamiento de hasta 18 cuotas para esos productos, las familias se resistieron a endeudarse, en parte porque muchas tarjetas están saturadas de cuotas y al pagar los mínimos, los costos financieros se hacen muy elevados.
Uno de los rubros más elegidos en esta fecha fue indumentaria, donde las cantidades cayeron 5,3 por ciento frente a igual fecha de 2015. La baja fue menor a muchos de los otros rubros, por las promociones y descuentos que hicieron las empresas o las tarjetas, que atrajeron público hacia esos productos.
El programa Ahora 12 también fue muy usado, más que para otros rubros y eso ocurre porque los montos mensuales de las cuotas en indumentaria se hacen más livianos que, por ejemplo, en productos electrónicos. Lo que más se vendió en este segmento fueron remeras, buzos, pantalones, pulóveres y accesorios.
Este año circularon por las redes sociales campañas divertidas con "No más medias" para el Día del Padre, que de alguna manera fue tomada en cuenta ya que se sustituyeron por otros productos.

Comentarios