Santa Fe
Domingo 24 de Julio de 2016

Comienza a funcionar el centro de reinserción social para el habitante de calle

El espacio, inédito en sus características en la ciudad, tiene capacidad para ocho personas y funcionará solo por las noches. Es impulsado por la ONG Solidarydar, con la colaboración de la Municipalidad

A partir de hoy comenzará a funcionar en la ciudad de Santa Fe el primer centro de reinserción para el habitante de calle que será coordinado por la ONG Solidarydar con el respaldo del municipio. El espacio –ubicado en el microcentro– tiene capacidad para ocho personas y funcionará todos los días desde las 19 y hasta las 8.
Cabe destacar que el mencionado lugar se proyecta como un espacio en donde los ciudadanos que transitan esta realidad social puedan recibir una atención integral que no se reduzca solo a la asistencia de comida, sino que se amplíe también a la cobertura de salud, capacitaciones laborales y contención emocional.
En diálogo con Diario UNO, en el marco de la presentación oficial que se realizó el pasado miércoles, Brenda Fragulia, una de las voluntarias del proyecto, comentó que por un lado se harán hincapié en lo que refiere a la recuperación de hábitos, "como ser bañarse todos los días, comer en una mesa y dormir en una cama"; y por el otro también en su proyección de crecimiento individual a futuro "en cuanto a la posibilidad de reinsertarse socialmente".
En ese sentido, la joven afirmó que bregarán por incorporar al lugar talleres de oficios y de control de adicciones, espacios de contención emocional (con profesionales específicos) y espiritual, entre otros, siempre teniendo en cuenta las individualidades de cada miembro.
Y al respecto dijo: "Sabemos que por ser una experiencia inédita a nivel local tendremos en muchos casos que trabajar a prueba y error. Pero estamos convencidos de que pondremos todos nuestros esfuerzos para lograr nuestra meta, convencidos de que si podemos cambiarle la vida a tan solo uno sentiremos nuestra meta lograda".

Posibilidad
Consultado sobre la "selección" de los primeros integrantes del centro, todos hombres mayores de 30 años, el presidente de la institución, Mauro Martínez, aseguró que se invitó a participar a quienes consideraron que podrían adaptarse más rápidamente teniendo en cuenta su realidad y tiempo en la calle.
"Igualmente nuestro objetivo es que todos tengan la posibilidad de pasar por el centro y proyectar un cambio de vida", expresó Martínez, al tiempo que convocó a los interesados en sumarse a colaborar como voluntarios, atendiendo a que muy pronto van a duplicar sus esfuerzos, dado que al trabajo que continúan realizando en las calles se sumará la atención de este nuevo espacio.

Trabajo conjunto
Los integrantes de la ONG Solidarydar remarcaron que trabajan en forma independiente y sin banderas partidarias, aunque reconocieron también que su meta "no hubiera podido lograrse sin el apoyo fundamental de la Municipalidad de Santa Fe", que colaborará –según se estableció bajo la firma de un convenio entre ambas entidades– con fondos para solventar el alquiler de la casa, personal de seguridad por la noche e insumos para la limpieza y la comida del centro mencionado.
Por su parte y en la misma línea, el mismo intendente José Corral expresó su agradecimiento con los miembros de la institución por contactarlos para llevar a cabo la gestión de este espacio, el cual afirmó "no se podría haber llevado a cabo sin este trabajo conjunto".
"Estamos seguros de que no se podría haber logrado nada de esto sin el esfuerzo de ambas partes", comentó el mandatario, al tiempo que aseguró que estarán "muy atentos a los resultados de esta primera experiencia" para pensar en opciones similares futuras.
Por más datos e información, los interesados pueden contactarse al teléfono 0342 155485976 o escribir un mensaje privado a través de su espacio en la red social Facebook.

Se trabajará con plazos establecidos
Cabe destacar que según se detalla en los fundamentos del proyecto del centro de reinserción social de Solidarydar, "los plazos de actividades en el mismo con el habitante de calle serán preestablecidas en 6 meses como estadía mínima y 12 meses máximo".
Dicho plazo dependerá de los siguientes factores a monitorear: "voluntad y participación en las actividades; respeto a las normas de convivencia establecidas; evaluación favorable de progreso personal; y similares".
De igual modo, y como también se explicita en sus fundamentos, el espacio "funcionará de lunes a lunes con un total de ocho personas en situación de calle previamente seleccionadas y contará con una plaza adicional para casos de emergencia".
Por último cabe detallar que el lugar físico es una propiedad alquilada (en parte con medios propios y con ayuda del municipio) que se ubica en el microcentro de la ciudad, ubicación apropiada tanto para el traslado de los habitantes de calle, como también para la seguridad de las instalaciones y los integrantes del proyecto.


Comentarios