Ovación
Jueves 13 de Julio de 2017

Con el debut de Matosas, Estudiantes pisa la altura de Potosí

El Pincha visitará, a partir de las 19.15, a Nacional de Bolivia en la segunda fase de la Copa Sudamericana.

Estudiantes, en el debut del entrenador uruguayo Gustavo Matosas, visitará hoy a Nacional Potosí, en los 3.900 metros de altura sobre el nivel de mar de esa ciudad boliviana, en el encuentro de ida por la segunda fase de la Copa Sudamericana.

El partido se jugará a partir de las 19.15 (hora argentina) en el estadio Víctor Agustín Ugarte, contará con el arbitraje del colombiano Wilmar Roldán y será televisado por la señal de cable Fox Sports 2.

El conjunto platense llegó a la Sudamericana, tras quedar eliminado en el Grupo 1 de la Copa Libertadores al finalizar tercero con 9 puntos, uno menos que Botafogo de Brasil y Barcelona de Ecuador, que avanzaron a octavos de final.

En tanto que el equipo local, dirigido por el técnico argentino Carlos Leeb, accedió a esta instancia del certamen después de dejar en el camino a Sport Huancayo de Perú, con un 4-3 en el global.

Estudiantes, con un 4-3-3, contará entre los titulares con Pablo Lugüercio y Mariano Pavone, dos históricos que regresaron al club tras el final del torneo de fútbol de Primera División. La única duda es si jugará en la zaga central Juan Foyth, quien viajó a Bolivia pese a que está casi vendido a Tottenham Hotspur de Inglaterra, o Gastón Campi, quien llegó al club procedente de Atlético de Rafaela.

El Pincha no ganó nunca en suelo boliviano, ya que frente a Bolívar cayó por 1-0 en el 2006 e igualó 0-0 en el 2010, en la altura de La Paz (3.625 metros), y además empató 0-0 ante Universitario de Sucre (2.810) en el 2009.

Por su parte, Leeb, ex entrenador de Banfield y Chacarita Juniors, apostará a un 4-4-2, con la presencia desde el inicio de un delantero argentino: Cristian Alessandrini, ex San Miguel. Además, el equipo boliviano tiene en el plantel a otro ex San Miguel, el mediocampista Javier Sanguinetti, que estará entre los suplentes. Estudiantes, en síntesis, buscará su primera victoria en Bolivia para quedar bien parado de cara a la revancha del 3 de agosto, en La Plata, y así clasificarse a los octavos de final de la Copa Sudamericana, cuyo actual campeón es Chapecoense de Brasil