Policiales
Miércoles 19 de Agosto de 2015

Creía que su hermana estaba endemoniada y le arrancó los ojos

El caso conmocionó a una pequeña localidad de la provincia de Chaco en la que una joven de 16 años fue atacada por su hermana de 21, ya que pensaba que estaba poseída.
El hecho sucedió en Pinedo, un pequeño pueblo chaqueño a 270 kilómetros de Resistencia, en donde una joven de nombre Sandra, sufre problemas psiquiátricos y ahora se encuentra internada en grave estado luego de que su hermana le arrancara los ojos.
Luego de realizar diversas consultas médicas en localidades vecinas decidieron acudir a una iglesia evangélica para realizarle una "extracción" (o lo que popularmente se conoce como exorcismo), tal indicó el Procurador General, Jorge Canteros, según publica Chacopordìa.com.
La "extracción" consistía en rezos e imposición de manos sobre la persona "porque estaban convencidos que la mujer estaba demonizada, o para decirlo de alguna manera, no era un problema psiquiátrico", indicó el funcionario.
La chica en este momento está internada en grave estado en el Hospital Perrando y su hermana se encuentra detenida a disposición del fiscal Hugo Baigorrí.

Por su parte, el comisario de Pinedo, Pablo Almirón aportó detalles de lo ocurrido y dijo que la "víctima de sexo femenino estaba sin los ojos y fue traslada por su hermano",
"Cuando llegamos los médicos estaban trabajando. A la joven le faltaban los globos oculares, era algo muy espeluznante de ver. Ni el fiscal ni el médico forense habían visto una situación de estas en una persona con vida", indicó el comisario en conferencia de prensa.
Además el efectivo confirmó que en el interior de la vivienda, donde sucedieron los hechos, había "tres sillas en forma de semicírculo, ropa desordenada y un balde con contenido rojizo",
"Se encontró una biblia con sangre y rastros de tejidos oculares, aunque los ojos no pudieron ser ubicados", cerró.

Comentarios