pais
Miércoles 13 de Abril de 2016

Despidieron a un visitador médico por perversión

Neuquén. Subió una imagen donde aparecía un menor practicando sexo oral.

Un hombre al que la Justicia investigó por presunta pedofilia fue despedido por la empresa multinacional para la que trabajaba como visitador médico en Neuquén por usar las herramientas de trabajo para fines particulares que rozan la perversión. El visitador subió una imagen donde aparecía un menor practicando sexo oral. 
La foto la subió a internet desde la IP de la notebook que le daba la empresa para trabajar y con el usuario de la firma. 
El caso que reveló LM Neuquén el 14 de diciembre de 2015, trascendió después de que el sistema informático que maneja la fiscalía porteña y la organización internacional Missing Children detectó que "el 13 de abril pasado, a las 22:18:04, el usuario de Facebook identificado como Amante Fácil subió a la red imágenes de pornografía infantil con sexo explícito, por lo cual la red social bloqueó al usuario y lanzó la alerta de la IP de la computadora para ser investigada", confió una fuente de la investigación. 
Como se trataba de una computadora que estaba en la capital neuquina, la causa fue derivada a la Justicia local. 
"Lo importante en este caso es que se pudo comprobar que había subido las imágenes de sexo explícito con menores a la red", explicaron fuentes judiciales. 
La fiscalía interviniente definió allanar la vivienda del visitador y secuestró todos los soportes informáticos y computadoras que encontraron. 
Los expertos informáticos del Tribunal Superior de Justicia peritaron todos los soportes y establecieron que no había ningún otro registro de imágenes de ese tipo. 
El visitador aclaró mediante su abogado que se trató de una captura de pantalla de "una película de la Segunda Guerra Mundial donde se muestra a los nazis abusando de menores", aclaró una fuente judicial que afirmó que la causa ya está archivada, aunque podría ser reactiva de surgir nuevos elementos. 
Para la empresa, este empleado afectó su imagen y, además, los elementos de trabajo no se pueden utilizar con fines particulares que rozan la perversión, por lo que resolvió su desvinculación. 
La Justicia peritó sus computadoras pero sólo encontró la foto que subió a la red social Facebook. 
Un detalle no menor en el caso de visitador médico es la demora de los expertos forenses informáticos del Tribunal Superior de Justicia a los que un juez tuvo que imponerles un plazo para realizar los peritajes. 
Tardaron unos tres meses para resolver pericias que en 72 horas podrían haber concluido más teniendo en cuenta la premura ante un presunto caso de pedofilia. 
A mediados de diciembre la fiscalía secuestró los soportes informáticos de la casa del visitador médico. 
La primera demora devino porque el gabinete de forenses se mudó de edificio, luego se tomaron vacaciones y a su regreso los peritos dijeron que el protocolo establecía 54 días hábiles para realizar el peritaje cuando una investigación fiscal tiene un plazo de 60 días. 
Por ese motivo un juez le impuso a los peritos, a mediados de febrero, un plazo de 15 días para realizar las pesquisas. Finalmente, en las computadoras del visitador médico no se encontraron imágenes vinculadas a la pornografía ni pedofilia, salvo la que subió a Facebook.
Fuente: Noticias Argentinas

Comentarios