El mundo
Sábado 08 de Octubre de 2016

El huracán Matthew llegó a EEUU y dejó al menos 10 muertos en Carolina del Sur

Luego que el ciclón tocara tierra en Carolina del Sur, autoridades locales informaron que había ascendido la cifra de víctimas mortales en el país

La cifra de víctimas mortales como consecuencia del paso por el sureste de EE.UU. del huracán Matthew, que tocó tierra este sábado en Carolina del Sur, ascendió a diez muertos, según los más recientes recuentos de las autoridades locales. En una rueda de prensa, el gobernador de Carolina del Norte, Pat McCrory, informó de la muerte de tres personas en este estado, las cuales se suman a otras tres reportadas por las autoridades de Georgia y a 4 ocurridas en Florida y anunciadas ayer.

El ojo del huracán Matthew alcanzó este sábado el sureste de la pequeña localidad de McClellanville y su cercanía a tierra está ocasionando "serias inundaciones" en partes de Carolina del Sur y fuertes lluvias en la vecina Carolina del Norte. En éste último, el gobernador McCrory dio a conocer la muerte de una persona en el condado Sampson, y otras dos en el condado Bladen, como consecuencia de las inundaciones que se registran en este estado, en donde se espera la cercanía de este huracán de categoría 1 a partir de esta noche.

Como consecuencia del paso del huracán, los meteorólogos prevén que se registren "graves inundaciones" en zonas de tierra de Carolina del Sur. El ciclón se encuentra a 90 kilómetros al sur-suroeste de Myrtle Beach, en Carolina del Sur, y a 165 kilómetros del suroeste de Cabo del Miedo, en Carolina del Norte, de acuerdo al último boletín del CNH.

Matthew, que la pasada noche se desplazó cerca de la costa de Georgia, mantiene una velocidad de traslación de 19 km/h así como un movimiento hacia el noreste. "En la trayectoria pronosticada, el centro de Matthew continuará moviéndose cerca o sobre la costa de Carolina del Sur y cerca de la costa sur de Carolina del Norte", destaca el CNH. El centro meteorológico con sede en Miami prevé un debilitamiento del ciclón en las próximas 48 horas, aunque permanecerá con "fuerza de huracán mientras su centro pasa cerca de las costas de Carolina del Sur y Carolina del Norte". (El Mundo).

Comentarios