Miércoles 22 de Junio de 2016

El ministro Aranguren defendió los tarifazos en el Congreso

Ante la comisión de Minería, Energía y Combustibles, el funcionario admitió el "impacto" en el consumidor a raíz del aumento tarifario, pero explicó que se trata de un "ajuste del cuadro de tarifas que forma parte de un proceso transitorio que está sujeto a una revisión integral".
Aranguren sostuvo que uno de los ejes de la política energética del Gobierno Nacional es "lograr seguridad energética y mitigar el impacto en el cambio climático", y ponderó el hecho de que se haya optado por "subsidiar la demanda en lugar de subsidiar la oferta" con la implementación de la denominada "tarifa social".
Frente a los legisladores nacionales, el funcionario nacional defendió los aumentos. "El objetivo del ajuste tarifario no es reducir el déficit fiscal al eliminar los subsidios, sino que haya energía en el país, ya que nos estábamos quedando sin energía", advirtió. Al mismo tiempo, ratificó que "la necesidad de recomponer los cuadros tarifarios tiene por objetivo que el país tenga energía". Según dijo, si el esquema anterior se mantenía, los cortes de luz y gas iban a ser más frecuentes y el servicio iba a seguir deteriorándose.
Por otra parte, anunció "beneficios tarifarios que podrían incluir una disminución del costo de energía de un 20 por ciento para pyme electrointensivas a pedido de los gobernadores". Aunque no dio mayores precisiones sobre este punto, señaló que esa posibilidad forma parte del diálogo que mantiene el Gobierno de Mauricio Macri con las provincias.
El ministro también se refirió al aumento del precio del combustible, y en ese sentido sostuvo que "no hay subas de naftas" sino "un reconocimiento del costo de la materia prima", en alusión al costo del barril de petróleo que se paga en dólares.

Comentarios