El país
Viernes 08 de Septiembre de 2017

Peajes: sindicatos en alerta por el posible levantamientos de cabinas

Ahora es el Sindicato Único de Trabajadores de los Peajes y Afines el que declaró el estado de alerta y movilización. La semana pasada lo había hecho Sutracovi, otro de los gremios que representa al sector.

Si bien el gobierno nacional no hizo oficial la decisión de levantar la mitad de las estaciones de peaje que se encuentran sobre ruta nacionales, la preocupación en los sindicatos aumenta semana a semana. El cambio de esquema pensado por el gobierno tiene como objetivo que no se cobre el servicio en aquellos corredores que están siendo reacondicionados.

LEER MÁS: ¿Se levantan las estaciones de peaje sobre Ruta 11?

La semana pasada, el sindicato Único de Trabajadores Concesionarias Viales y Afines expresó su preocupación, luego de que en una reunión el titular de Vialidad Nacional les confirmó esa decisión. Según ese gremio, Leandro Bond les comunicó que las primeras cabinas en levantarse serían las que se encuentran sobre la ruta 11: Nelson, Videla, Reconquista y Florencia

Ahora se sumó Sutpa, gremio que supo estar bajo la conducción de Facundo Moyano. A través de un comunicado, el Sindicato Único de Trabajadores de los Peajes y Afines realizó frente al Ministerio de Trabajo una denuncia declarando el estado de alerta, movilización y asamblea permanente

Según Sutpa el impacto de una medida como la que pretende llevar adelante el gobierno "atenta contra la fuente laboral de 2.500 familias". Por otro lado, confirma que los referentes del sindicato formarán parte de la negociación para discutir el cambio de esquema que se pretende llevar adelante.

"Es indispensable, por el conocimiento que poseemos de nuestra actividad, que estemos sentados en la mesa donde se discutirá el futuro de los corredores. Además, será el Ministerio de Trabajo quien interceda y actúe entre el gremio y Vialidad Nacional confiriéndole un marco de representatividad", agrega el comunicado.


"Desde el Sindicato de Peajes hemos sido los primeros en denunciar el mal estado de la infraestructura de las rutas y los accesos y entendemos la necesidad de las obras, pero estas mejoras no deben engrosar los índices de desempleo en un país con el 35% de trabajo informal y más del 30% de pobreza", señala Sutpa.