santafe
Domingo 06 de Marzo de 2016

El refugio “El Ángel y la Gloria”expondrá las mejoras que se realizaron

Recordatorio. A un año del fallecimiento de Gladys Pelleatelli, Dignidad Animal junto a voluntarios expondrán en la peatonal los trabajos que se realizaron en el predio 

A un año de la desaparición de Gladys Pelleatelli, los voluntarios que trabajan en el refugio “El Ángel y la Gloria” le rendirán homenaje. 
La cita es el próximo martes a partir de las 17.30 en las inmediaciones de San Martín y Tucumán. En esta oportunidad se visibilizará el trabajo que se ha desarrollado en el refugio como la atención veterinaria, las adopciones, el mejoramiento edilicio, la limpieza y mejoras en caniles y cuchas.
En la ocasión también habrá alcancías para aquellas personas que quieran colaborar económicamente, ya que los trabajos y mejoras que se realizan se sostienen con los aportes solidarios de los voluntarios y de la sociedad.
Los que la conocieron la recuerdan como una mujer luchadora, una cualidad que se plasmó en su amor incondicional a los animales. La muerte de la propietaria del predio generó una importante conmoción entre los proteccionistas, que se abocaron a mantener el trabajo de su amiga.
“La verdad es que uno lo vive con mucha tristeza, porque la manera en la que murió Gladys fue muy trágica. De saber que estuvo más de un día agonizando, eso quienes la hemos conocido y sabíamos de su amor por los animales, nos duele muchísimo”, sostuvo Silvina Sierra, voluntaria en Dignidad Animal.
Desde el primer minuto, la asociación civil Dignidad Animal se hizo responsable de la herencia que dejaba la protectora. Como consecuencia del mal estado en el que se encontraban tanto las instalaciones del refugio como muchos de los animales, ya que por la gran cantidad que había y estando sola, Pelleatelli no podía atender a todos.
El refugio surgió en el año 2003 para alojar a los 20 perros que ella había rescatado de la calle hasta ese momento. Con el correr de los años la población canina aumentó considerablemente, ya que llegó a albergar a 200 perros, algunos rescatados por ella, otros dejados en la puerta del refugio por personas anónimas.
Los ladridos y olores de los perros generaron el enojo de los vecinos de la zona, la situación llegó a la instancia judicial. En febrero de 2014 la jueza a cargo de la causa dictaminó que la comuna de Sauce Viejo se debería hacer cargo de la construcción de un nuevo refugio en el predio comunal para así concretar el traslado de todos los animales, la fecha limite era junio de 2015.
Desde Dignidad Animal están a la espera de una respuesta por parte de las autoridades, ya que son conscientes de que el predio será reclamado por los herederos de quien fuera su propietaria. Momentáneamente y para garantizar buenas condiciones a los 75 animales que aún permanecen en el predio a la espera de ser adoptados.
“Ha sido un año con mucho trabajo. Se mejoraron las condiciones del refugio en un gran porcentaje, porque si se comparan las fotos de un año atrás a lo que es ahora, ha cambiado un montón y para mejor”, sostuvo Sierra.
En las últimas semanas los trabajos se intensificaron a consecuencia de las fuertes tormentas que se dieron en la zona. Con la colaboración de los voluntarios que los fines de semana dan parte de su tiempo, se logró agregar arena en los caniles, se construyeron cuchas nuevas, eliminaron el barro que había dejado la lluvia y se llevaron adelante las tareas de limpieza habituales.
Con mucha preocupación, las personas que trabajan en el predio sigue esperando que se cumpla el traslado del refugio a un lugar seguro que cumpla con las condiciones necesarias para los animales. Mientras tanto se sostiene con el trabajo voluntario y la solidaridad y ayuda de parte de la ciudadanía.

Comentarios