Espectáculos
Domingo 30 de Agosto de 2015

“El trabajo independiente aseguró el resultado que queríamos”

Aunque parezca raro. Con producción de Marcos Barberis, Ariel Gaspoz y Belisario Ruiz, el filme ciento por ciento independiente verá la luz el próximo 7 de septiembre en el Cine América. Escenario habló con el director sobre el largometraje santafesino y lo que significó poder llegar a hacerlo

Aunque Parezca Raro, es un filme ciento por ciento independiente con producción general de Marcos Barberis, Ariel Gaspoz y Belisario Ruiz (Altrove Cine). El largometraje fue rodado en las ciudades de Paraná y Santa Fe, Colonia Avellaneda y Cayastá, con guión de Marcos Barberis y Belisario Ruiz, dirigida por Ariel Gaspoz. El estreno será el lunes 7 de septiembre en el Cine América. Escenario habló con el director Ariel Gaspoz sobre el filme y lo que significa poder estrenarlo en Santa Fe.
 
 
—¿Cuándo surge la idea de hacer un largometraje? ¿En qué momento un equipo se da cuenta de que está preparado para hacerlo...? 
—El proyecto dio inicio en el 2010 con la escritura del guión. Marcos Barberis y Belisario Ruiz comenzaron escribiendo lo que primero sería un cortometraje, que terminó siendo la primer escena del largo. Pensando en la realización de ese corto surgió la pregunta: “¿Qué pasa si le abrimos la puerta a nuestro personaje para que salga a la calle?”. Y así comenzó a escribirse el guión de largo. Luego de un año de trabajo en el guión, con incontable cantidad de reescrituras, comenzamos con los trabajos de preproducción. La elección del elenco fue inmediata, ya conocíamos a todos los artistas que participan y no necesitamos de un casting, ya que estábamos seguros de lo que podía aportar cada uno a la película. Entre todos se dio una construcción colectiva de los personajes que facilitaron mucho el trabajo. Del mismo modo se dio la elección del equipo técnico con el cual ya habíamos realizado otros trabajos. Luego comenzamos con la búsqueda de financiamiento por diversos canales: concursos, subsidios y más. En esta instancia es que juntos fundamos la productora Altrove Cine. En el verano de 2012 se decide realizar el rodaje de manera independiente, en las ciudades de Paraná y Santa Fe, con más de 70 artistas y colaboradores de ambas ciudades trabajando ad honorem y con gran profesionalismo. 
LEER MÁS: Sobre el filme
 
—Estaban preparados para hacerlo...
—Sí, nos sentimos preparados en el momento en que nos reunimos con los actores principales y ellos captaron inmediatamente cuál era la idea. Durante los primeros meses realizamos ensayos, buscamos las locaciones recorriendo Santa Fe y Paraná y comenzamos el rodaje a fines de 2012, que duró aproximadamente cinco semanas. Ya en 2013, comenzamos el montaje y la posproducción. En este proceso vimos que algunas de las escenas no estaban funcionando como lo esperábamos, y volvimos a plantearlas y la rodamos nuevamente. En 2014, presentamos el proyecto en Panal de Ideas, portal dedicado al Crowdfounding o financiamiento colectivo, con la finalidad de recaudar los $22.000 que faltaban para realizar corrección de color y posproducción de sonido. Con ese aporte colectivo, que se hizo efectivo, se logró finalizar la película, dándole al proyecto un profundo sentido plural.
 
 
 
—En este caso el filme es ciento por ciento independiente. ¿Qué tipo de complicaciones eso trae? ¿Cuáles son las satisfacciones de poder hacerlo? 
—Las complicaciones que trae hacer un trabajo de manera independiente son muchas, principalmente los tiempos de la realización. Rodamos los fines de semana acomodándonos a los tiempos de cada uno, y al tener cada uno que trabajar en otras cosas durante el proceso, todo se hace un poco más lento de lo que quisiéramos. Pero la ventaja de esto es que uno puede distanciarse por un tiempo para verlo más objetivamente y no terminarla a las apuradas y el producto final no nos conforme del todo. La satisfacción de poder hacer de esta manera es que no tenemos condicionamientos de ningún tipo y la película termina siendo lo que nosotros queremos que sea. Hacer cine es el camino que elegimos y somos privilegiados de poder trabajar de lo que nos gusta. No tenemos nada de qué quejarnos, simplemente agradecer a todos los que nos bancaron en este proceso, que no llega a su fin, sino que se cierra una etapa en que la película ahora es “libre” y veremos qué caminos decide transitar. 
Hay equipo. Muchas fueron las horas de grabación en variados escenarios y muchos los que trabajaron en la película / Foto: Gentileza Producción
 
—Con este material ya en la calle, ¿cómo sigue el trabajo del equipo? ¿Da más confianza o a la vez es una responsabilidad más grande? 
—Claramente nos da una nueva responsabilidad, que es la de acompañar a la película en este nuevo camino. Como decía antes, hemos llegado a un producto que nos deja conformes, estamos muy contentos de haber podido trabajar con un equipo enteramente local, con algunos técnicos amigos de Rosario y Tucumán, con un elenco espectacular, a los que les estamos muy agradecidos. Tenemos confianza, ahora queda esperar cuál será el veredicto del público, que es el que más sabe de esto... A partir de ahí, seguiremos adelante encarando nuevos proyectos con este al hombro, que nos ha dejado un gran aprendizaje.
Maxi Marano / mmarano@uno.com.ar

Comentarios