santafe
Lunes 06 de Julio de 2015

Empleados del Registro Civil son capacitados para el nuevo Código

Cambios en el registro de nombres y la aparición de la unión convivencial, entre las principales dudas. 

El jueves pasado comenzaron las capacitaciones a los empleados del Registro Civil en la ciudad de Santa Fe, y ayer se realizó una nueva instancia en la ciudad de Rosario para explicar a los trabajadores los cambios en los trámites y en la metodología de trabajo que surgirán a partir del lunes 3 de agosto con la aplicación del nuevo Código Civil en Argentina.
En diálogo con Diario UNO, el titular del Registro Civil, Gonzalo Carrillo contó que las jornadas de formación están fundamentalmente apuntadas a evacuar las dudas que les puedan surgir a los trabajadores sobre los aspectos prácticos de la implementación de la nueva legislación.
“Nos encontramos con muchas dudas, porque cambia la forma de trabajar de muchos años. Hay que pensar que muchos de los empleados son abogados, y otros no, pero llevan bastantes años dentro del Registro. Entonces los cambios son demasiado profundos en algunos casos y hay que tratar de llevarlos a la práctica”, señaló.
La intención de las autoridades es que haya otras instancias de capacitación para los empleados, porque fueron varias las preguntas que surgieron, y una nueva jornada serviría para terminar de despejar dudas sobre el proceso.
Unión convivencial y matrimonio
Dentro de la tarea cotidiana, el funcionario sostuvo que entre los cambios más profundos estará la nueva figura de “unión convivencial”, y que supondrá un trabajo totalmente nuevo para los empleados, porque si bien es muy parecido a lo que es un matrimonio convencional, tiene otras particularidades. 
El otro tema sobre el que más dudas surgieron por parte de los empleados, es el de la inscripción de los recién nacidos, y la posibilidad de elegir el orden del apellido materno o paterno, o de directamente usar solamente uno de los dos.
“Más allá de que esto lo venimos implementando con una resolución de hace tres meses, ahora cambian muchas cosas. Por ejemplo, llega una pareja y quiere inscribir a su hijo con el apellido de la madre, el empleado tiene que saber que eso está permitido y cómo es el procedimiento”, precisó el funcionario.
La figura de unión convivencial es para todos aquellos que hace dos años o más están en concubinato, no desean casarse, pero sí dejar su relación asentada legalmente. Este tipo de unión, a diferencia del matrimonio no va a necesitar testigos. Tendrá además una tasa menor a la de los casamientos, pero esto aún no está estipulado, porque debe pasar por la Legislatura con anterioridad.
Tampoco habrá ceremonia para los que opten por la unión, y entonces si una pareja quiere unirse bajo esta nueva figura legal, no contará con el servicio que se brinda actualmente por ejemplo con los casamientos a domicilio.
“No hay servicio aparte, vienen al registro, hacen una declaración jurada, se inscribe, se protocoliza esa declaración y ya está inscripta. No habrá un oficial público que diga unas palabras, es algo similar al viejo concubinato”, manifestó.
Capacidades restringidas
A partir del mes que viene se van a tener que inscribir las capacidades restringidas. Actualmente solo se inscribe la incapacidad, pero cuando se habla de capacidad restringida, se trata de un concepto mucho más móvil y los empleados tendrán que estar muy atentos a eso.
“Antes un juez declaraba a una persona incapaz, ahora se va a regir por el concepto de capacidad restringida, y va a establecer cuáles son los tipos de actos que puede realizar una persona de acuerdo a su condición, y esto se va a inscribir en el registro. Estimamos que habrá un movimiento cotidiano sobre este tema”, explicó.
Acuerdos prenupciales
También serán inscriptos en el Registro Civil los acuerdos previos al matrimonio en el que los integrantes de la pareja manifiesten su voluntad de mantener separada de la división de bienes algunas pertenencias. 
“Esto se ha solucionado de acuerdo a lo que se establece en la convención matrimonial que es diferente al pacto de convivencia. Este trámite se debe realizar por escritura pública, o sea que lo que nosotros vamos a escribir en el acta es que existe un acuerdo prenupcial, y no va a causar perjuicio a los sistemas. Por ejemplo vamos a hacer referencia a quién fue el escribano, cómo se hizo el acta y en qué fecha, pero a nosotros no nos interesa lo que acuerden, lo inscribimos y lo guardamos”, comentó.
Por último sostuvo que en los próximos días se verá si se llega a reforzar la capacitación para llegar más preparados a la fecha en la que el código entre en plena vigencia.

Comentarios