Policiales
Jueves 13 de Octubre de 2016

"Es la primera vez que veo esta conjunción de hechos aberrantes", dijo la fiscal de la chica asesinada en Mar del Plata

"He visto mil cosas durante mi carrera pero nunca nada igual", expresó la fiscal María Isabel Sánchez a radio Vorterix.

La fiscal que investiga el crimen de Lucía Pérez, la adolescente de 16 años drogada y violada hasta la muerte en Mar del Plata, aseguró hoy que en sus años de carrera "jamás" vio "una conjunción de hechos tan aberrantes" como en esta causa y reiteró que la víctima sufrió una "agresión sexual inhumana".

"Es terrible. Hace cuatro días que sucedió este hecho y no duermo normalmente. Se que no es muy profesional decirlo pero soy mamá, mujer y he visto mil cosas durante mi carrera pero nunca nada igual", expresó la fiscal María Isabel Sánchez a radio Vorterix.

Y agregó: "No sé que es lo que motivó a los autores a actuar de esta manera, mi rol como investigadora es establecer la vinculación de estos sujetos con la muerte de Lucía. Yo, gracias a Dios, no me puedo poner en la cabeza de estos sujetos, todos los días investigamos violaciones y homicidios pero jamás esta conjunción de hechos aberrantes, es la primera vez en mi carrera que lo veo".

Sánchez informó que, según lo reconstruido hasta ahora en la causa, Lucía conoció a los ahora dos detenidos, Matías Farías (23) y Juan Pablo Offidiani (41), "un día antes y con el sólo fin de que le provean drogas. Les habría comprado un porro el día anterior. Esta chica no era consumidora habitual de estupefacientes".

La fiscal reiteró que ambos acusados "vendían droga cerca de la escuela" a la que iba la víctima y que tomaron contacto con Lucía y una amiga, que subieron a la camioneta del mayor de ellos para realizar el intercambio de la droga.

"No sabemos si (la droga) la recibió Lucía o su amiga. Tampoco sé cuál fue la motivación que hizo que al día siguiente ella quede en encontrarse con el menor de los detenidos y concurra al domicilio donde ocurrió la tragedia", añadió la funcionaria judicial.

Por su parte, Marta, la mamá de Lucía, relató esta mañana al canal TN, la secuencia hasta enterarse de lo sucedido con su hija.

"Se contactó con los agresores pidiéndole a una compañera de la escuela que quería fumar un cigarrillo de marihuana. La otra le dijo 'vení que te presento a quien te va a vender' y se van hasta el barrio donde vive Farías".

"Las dos personas las van a buscar a la salida del colegio, las levantan ahí y las llevan. Luego las llevan a la parada del colectivo, las dejan y Lucía viene para acá y la otra chica va a su casa", relató la mujer.

"Cuando el sábado a la tarde llego de trabajar ella no estaba, me llama la atención que estaba la computadora de ella prendida, porque no la deja nunca así, pensé que había salido para volver enseguida", recordó Marta.

La mujer dijo que llamó varias veces a Lucía al celular, aunque ella nunca respondió, y que recién cerca de las 18 del sábado se enteró por la policía que su hija había sido llevada a la sala sanitaria de Playa Serena, donde inicialmente le informaron que había sufrido una sobredosis.

Tras la intervención judicial en el caso, se determinó mediante una autopsia que la adolescente había sido drogada y violada hasta la muerte, tras lo cual, después de ser lavada y vestida, fue dejada en la sala sanitaria por los ahora detenidos.

En el marco de la pesquisa, la fiscal apunta ahora a determinar mediante cotejos de ADN y demás peritajes si hubo otras personas que participaron del ataque sexual, en tanto los dos acusados, que se negaron a declarar, permanecen detenidos a la espera de que se resuelva su situación procesal.

Comentarios