Escenario
Sábado 11 de Febrero de 2017

El drama de las hermanas gemelas adoptadas por Madonna

Mientras que las niñas están por vivir una vida lujosa en la casa de USD 40 millones de la cantante, sus hermanas luchan contra la pobreza en Kayembe, Malawi

Stella y Esther son hijas gemelas de Patricia y Adam Mwale. Fueron criadas en un orfanato luego de que su madre muriera desangrada en el parto a causa de una cesárea en agosto de 2012.

Devastado, Adam, que había estado casado con Patricia por 21 años, gastó todos sus ahorros en el entierro. Después de su muerte, las niñas vivieron con su abuela en una aldea vecina mientras que su padre trabajaba hasta que ella también falleció.

Incapaz de trabajar, criar a las gemelas y mantener a una familia de cinco hijos a la misma vez, Adam dejó a ambas a cargo de un orfanato.

Cuando Madonna escuchó la trágica historia de Stella y Esther, entonces de cuatro años y viviendo en el orfanato, se sintió obligada a adoptarlas. No había viajado a Kayembe, la aldea donde vive la familia de las gemelas que sólo se puede acceder atravesando una calle áspera y embarrada en una 4×4, o quizá hubiera terminado adoptando a sus hermanas también.

NENASMADONNNA.png

La vida de las hermanas no podría ser más distinta al destino que les tocó a las gemelas. Alinefe y Tifa Mwale, de 15 y 13 años respectivamente, viven en una casa primitiva hecha de ladrillos y barro que no tiene agua corriente, electricidad ni baños.

Tampoco tienen camas y duermen en el piso de asfalto, que en el verano puede llegar a los 40 grados centígrados los días de poco calor.


Trabajan para sobrevivir con 50 centavos de dólar por día. Comparten un baño común techado con bolsas de plástico entre cinco familias de la aldea y jamás tuvieron un baño de agua caliente.

Mientras que Esther y Stella tendrán un cocinero que prepara sus comidas, sus hermanas sobreviven con una dieta diaria de Msima, una mezcla de harina y maíz convertido en una especie de avena.

NENASMADONAAAAA.png

Nunca conocieron a sus hermanitas, ya que eran muy pobres para pagar la tarifa del bus para viajar 65 kilómetros al pueblo de Mchinji en Malawi, donde se ubica el orfanato Casa de la Esperanza.

Su padre nunca les dijo que habían sido adoptadas por una de las mujeres más famosas del mundo, y sólo se enteraron por una amiga suya que lo había escuchado en la radio al principio de esta semana. De hecho, tampoco sabían quien era Madonna ni habían escuchado alguna de sus canciones.

NENASMADONA.png

"Nunca escuche mencionar a esta persona con la que están", dijo Alinefe. "Nadie aquí conoce a Madonna. Es famosa? Debe ser buena si ha adoptado a las gemelas", continúa.

No se detecta ni un poco de envidia de sus hermanas hacia las gemelas. "Solo me enteré ayer que estaban en América. No sé dónde eso queda pero estamos contentas por ellas. Estoy triste que no las volveré a ver pero feliz que han conseguido una nueva vida. Van a tener una buena educación y pueden vivir sus sueños. Están con alguien que las quiere y que las amará mucho", dijo tiernamente la niña de 15 años.