Policiales
Martes 14 de Julio de 2015

Este miércoles se conocerá la sentencia por el crimen de Ángeles Rawson

La Justicia dictará este miércoles la sentencia en la causa contra el portero Jorge Mangeri, de 53 años, quien está acusado de haber asesinado, tras un fallido intento de abuso sexual, a la adolescente Ángeles Rawson, que vivía en un edificio donde él trabajaba.
El hombre se encuentra detenido y procesado por el delito de homicidio agravado” porque, según la acusación, mató con sus propias manos a la estudiante de 15 años en un sótano del edificio.
El veredicto del juicio, que comenzó el 18 de febrero, será leído en la audiencia que comenzará a las 9.30 en la sede del Tribunal Oral en lo Criminal 9, en el Palacio de Justicia.
Los jueces darán entonces a Mangeri la oportunidad de pronunciar sus últimas palabras en la causa por el homicidio de la adolescente.
Luego, se hará un cuarto intermedio y los jueces volverán a la sala para pronunciar el veredicto, que se dará a conocer a dos años del homicidio, antes de la feria judicial de invierno.
En el juicio, tanto la querella y la fiscalía solicitaron la prisión perpetua para Mangeri por el delito de homicidio calificado, mientras que la defensa del acusado pidió su absolución alegando el beneficio de la duda.
Además, reclamaron que en caso de ser encontrado culpable se le imparta el mínimo de la pena de homicidio, ocho años, bajo la figura de tentativa de homicidio culposo al sostener que la muerte de la joven fue en el contenedor de basura que trasladó el cuerpo al predio de CEAMSE en junio de 2013.
El miércoles se realizó la última audiencia del juicio, que contó con una encendida defensa de la validez de todos los procedimientos que derivaron en la acusación contra el portero, algo que había sido cuestionado en su alegato por la defensa del encargado, por parte del ex fiscal Pablo Lanusse, abogado querellante de la familia de Ángeles Rawson.
Lanusse descartó que exista en torno a la responsabilidad de Mangeri sobre el crimen "estado de duda ni de duda razonable", y en ese contexto defendió la actuación de la fiscal que tuvo a cargo la investigación, Paula Asaro, y de los médicos que tomaron las muestras de ADN de las manos de la adolescente.
Además, aseguró que "no se vulneró ningún tipo de garantías de Mangeri"; por el contrario, "la suspensión de su declaración (la madrugada en que presuntamente admitió haber asesinado a Ángeles) fue para proteger sus derechos constitucionales", recordó.
Ángeles Rawson desapareció el 10 de junio de 2013 y al día siguiente fue hallada muerta en un predio de la CEAMSE, en la localidad bonaerense de José León Suárez.
Las cámaras de seguridad determinaron que había llegado hasta el edificio donde vivía, en Palermo, y las sospechas se centraron en la familia de la menor.
Pero el viernes 15 de junio, después de varias ausencias, el portero del edificio fue llevado por la policía a los tribunales para declarar como testigo.
En medio de su declaración, tras sucesivas contradicciones Mangeri dijo "fui yo" y quedó detenido, mientras todos sus allegados insistían en su inocencia y apuntaban a la familia.
Fuente: Télam. 

Comentarios