santafe
Lunes 08 de Febrero de 2016

La denuncia por la compra de misoprostol reabre el debate por el aborto legal

Iturraspe. Una ONG rosarina pidió que se investigue una venta de la farmacia de Mariano Figueroa al hospital. Las organizaciones de la comunidad respaldaron a su representante y alertaron que, en realidad, se busca avanzar contra el derecho a la interrupción del embarazo

La ONG rosarina Ojo Ciudadano, una vez más, realizó una denuncia sobre una situación ocurrida en el hospital J. B. Iturraspe de la capital provincial. En esta oportunidad, la organización que se ha expresado en contra de la interrupción legal del embarazo (ILE), acusó a Mariano Figueroa –el representante del Consejo de la Comunidad de ese nosocomio– de vender al hospital un medicamento que se utiliza para realizar abortos seguros. La demanda se basa en una nota publicada por CFIN, un portal de noticias.
 
Desde el Consejo de la Comunidad del Iturraspe salieron a respaldar a su referente y alertaron que la situación se dio en un contexto de urgencia y de faltante en el hospital. Además, contextualizaron el ataque a Figueroa en un accionar vinculado al rechazo que generan a un sector de la sociedad las políticas de defensa de los derechos de las mujeres en relación a la autodeterminación sobre sus cuerpos.
 
 
La denuncia que realizó Carlos María Puig –presidente de Ojo Ciudadano– reproduce la información del portal periodístico y detalla: “El señor Figueroa, siendo funcionario público –en los términos del Art. 77 del Código Penal–  «Representante de la Comunidad» integrante del Consejo de Administración del Hospital Iturraspe, le habría vendido desde la farmacia de su titularidad –en interés propio y particular– al Consejo de Administración del Hospital Iturraspe dos cajas de Oxaprost 75 mg x 20 comprimidos a un valor de $2.313,04. El cheque del Consejo de Administración del hospital habría sido firmado en su momento por Ramón Carballo, y sería el Nº 66142551. La fecha de la consumación del delito sería el 27/1/2015 –fecha de la factura–”.
 
Es importante mencionar que Oxaprost es la marca comercial del misoprostol, una droga que si bien está indicada para el tratamiento de úlceras es recomendada por la Organización Mundial de la Salud (OMS) para la realización de abortos seguros en el primer trimestre y que es la que se utiliza en la Argentina.
 
Compra y utilización
De acuerdo a la denuncia que se radicó el lunes 1 de febrero, Puig –con patrocinio de Esteban José Romero– apunta a que el Ministerio Público de la Acusación (MPA) investigue “la probable comisión de delitos de acción pública, tipificados como administración infiel en perjuicio de la administración pública, negociaciones incompatibles con el ejercicio de funciones públicas, y delitos contra la salud pública”.
 
El texto presentado hace hincapié en que, por la venta de Oxaprost de su farmacia al hospital donde también se desempeña, Figueroa ha cometido “delitos de corrupción” y hace especial referencia al uso de la droga para la interrupción de embarazos.
 
“Por un lado está la supuesta figura delictiva en la cual podría estar  incurso Figueroa que es la de negociaciones incompatibles con la función pública pero también, de parte del Consejo de Administración, la de  administración infiel porque hay que ver qué se hace con los fondos del Iturraspe. Es decir, ver si son compras orientadas a favorecer a determinadas personas”, detalló Puig a Diario UNO.
 
Y siguió: “Por otro lado, planteamos otros detalles sobre a qué están orientadas las compras de Oxaprost. Si efectivamente se compran para prácticas abortivas y si, en ese caso, se instruye a las personas sobre las contraindicaciones que tiene ese medicamento para la utilización en personas embarazadas”.
 
De hecho, el anexo de la denuncia –que tiene la misma extensión que la acusación– solo hace referencia a los antecedentes en el país y en otros lugares del mundo de la prohibición del misoprostol y a sus efectos; pero no agrega antecedentes sobre la denuncia concreta a Figueroa.
 
 
Al respecto, Puig aclaró: “Si hubiese salido la denuncia de que se compraba otro medicamento la situación era igual. Acá la denuncia pública se hizo sobre la compra de ese medicamento en particular. Son cosas distintas pero están relacionadas entre sí, sobre todo, porque el año pasado hicimos una denuncia porque en el Iturraspe se estarían realizando abortos sin cumplir con el protocolo de la provincia. Entonces son cosas que indirectamente están relacionadas”.
 
Además dijo: “En función de ambas situaciones, la otra duda que surge es si realmente en el Iturraspe están preocupados por la salud de las mujeres y la forma en que se realizan los abortos o hay una cuestión de negocio en la compra de esos medicamentos. Son cosas que entendemos que pueden estar relacionadas pero esta denuncia, en particular, se refiere a la forma de la compra”. Por último, se preguntó “en caso de que hubiese sido una urgencia, ¿la de Figueroa es la única farmacia que tiene ese medicamento?”.
 
Consentimiento colectivo
El Consejo de la Comunidad del hospital emitió un comunicado en el que expresan el respaldo a Figueroa, repudian la denuncia de Ojo Ciudadano, reivindican las acciones que se han llevado adelante en el nosocomio para garantizar los derechos de las mujeres y solicitan al Consejo Directivo del hospital que se exprese sobre lo ocurrido.

Antonio Yapur –integrante del Consejo de la Comunidad– relató lo ocurrido a Diario UNO: “Es muy sencillo, el hospital no tenía ni conseguía esa droga para proporcionársela a la mujer que quería interrumpir su embarazo. Entonces el Consejo Directivo, colectivamente, le pidió a Mariano Figueroa si podía proveerla. Él, en ese momento, tenía en su farmacia entonces la llevó. Pasado el tiempo se le pidió que la facture y él dijo que no lo iba a hacer. Luego, las organizaciones de la comunidad le dijimos que debía facturar la venta. Además es la única venta que hizo en 12 años y fue por una necesidad urgente. Él ha donado medicamentos de su farmacia sin cobrar un peso”.
 
Y agregó: “Decir que Mariano se enriquece por 2.400 pesos es una falacia y esconde el verdadero objetivo de Ojo Ciudadano. Lo que esa organización está atacando es el derecho de la mujer a decidir sobre su cuerpo”.
 
Además resaltó que Figueroa fue reelecto por las organizaciones como su referente en el Consejo de Administración, dando muestra de que su accionar es respaldado. E insistió con que el objetivo detrás de la denuncia está vinculado a frenar las acciones que garantizan el derecho a la ILE.
 
Por último, indicó que esperan que el Consejo Directivo del Iturraspe haga una declaración sobre la situación. “Queremos que digan lo que sucedió, que fue una decisión colectiva”, marcó Yapur, quien también mostró su sorpresa respecto a que se accione solo contra Figueroa y no contra todo el Consejo. “Si se compró la droga y el Consejo Directivo hizo el cheque pagando eso, hay un consentimiento colectivo”, cerró.
 
Victoria Rodríguez / victoriarodriguez@uno.com.ar / De la Redacción de UNO

Comentarios