Política
Miércoles 03 de Febrero de 2016

Lilita Carrió denunció a Aníbal Fernández por el triple crimen

La diputada del CC-ARI lo acusó ante la Justicia federal de haber sido el "autor intelectual" de los asesinatos de General Rodríguez, en 2008, vinculados al narcotráfico.

La diputada Elisa Carrió (CC-ARI) acusó ante la Justicia federal al ex ministro y ex senador kirchnerista Aníbal Fernández como posible "autor intelectual" del llamado "triple crimen de General Rodríguez", del cual en 2008 fueron víctimas tres hombres vinculados con el negocio de los medicamentos y la efedrina.

La denuncia de Carrió, acompañada por su colega Fernando Sánchez y la Parlamentaria del Mercosur Mariana Zuvic, requiere una pesquisa sobre "la posible autoría intelectual de la comisión del triple homicidio de Sebastián Forza, Damián Ferrón y Leopoldo Bina, y/o de otros ilícitos penales cuya comisión quedara probada mediante la respectiva investigación".

Los legisladores aseveraron que esos delitos "podrían haber sido cometidos por parte del ex jefe de Gabinete, ex ministro y ex senador nacional Aníbal Fernández".

Fernández, por su parte, dijo que Carrió "vuelve a llamarme asesino sin otro sustento a su denuncia que su mente corrupta y alterada".

En la denuncia, que recayó en el Juzgado Federal Nº4 de Ariel Lijo y en la Fiscalía de Guillermo Marijuan, Carrió, Sánchez y Zuvic afirmaron que "Fernández, a través de actos concretos, además, ha obstaculizado la actuación de otro poder del Estado (el Legislativo) en la lucha contra el narcotráfico".

Reclamaron entonces que "la Justicia investigue cualquier participación que un ex funcionario público como Aníbal Fernández pudiera haber tenido respecto de la autoría intelectual del triple crimen de General Rodríguez".

Hay "un entramado mafioso" y "se entrecruzan la importación, lícitamente o mediante su contrabando, de ingentes cantidades de efedrina para la confección de estupefacientes, sea en el país o para su exportación con destino final en cárteles de narcotráfico mexicano", agrega el texto, que también denunció "el tráfico de influencias para lograr impunidad" y "para gestionar permisos de portación de armas, y la venta ilegal de armas producto de un plan de desarme".

Para los legisladores hay "una asociación ilícita, que a fin de eliminar la competencia de la venta de efedrina con destino al narcotráfico, asesinó a Sebastián Forza, Damián Ferrón y Leopoldo Bina (...)". La decisión de "la ejecución del crimen tuvo que haberla tomado la cabeza de la organización, y existen serias sospechas como para suponer que es Aníbal Fernández".

Además, lo acusaron de "permitir el incremento del narcotráfico, siendo uno de los máximos responsables políticos en sus sucesivos cargos" de ministro del Interior, de Justicia y jefe de Gabinete.

El triple crimen, en 2008 (que dio origen a la causa de la "mafia de los medicamentos"), volvió a la palestra recientemente tras la denuncia periodística y judicial de uno de los condenados por ese hecho, Martín Lanatta, donde involucró a Fernández, y la posterior huida de la cárcel de Lanatta, de su hermano Christian y de Víctor Schilacci.

Según los denunciantes de Fernández, "la investigación judicial se circunscribió a sindicar como autor intelectual a Pérez Corradi, soslayándose constantemente las vinculaciones con altas esferas políticas de los implicados".

Ante esta situación , Aníbal dijo por Twitter: "Les voy a contar una perlita de la impresentable nueva denuncia de la megalómana empleada de la Embajada (de EEUU) Carrió... que vuelve a la carga a llamarme nuevamente asesino. Sin otro sustento a su denuncia que su mente corrupta y alterada".

"La denuncia de esta señora enferma siquiátrica dice: "Existen innumerables elementos (?) que tornan indispensable una profunda investigación". La vaguedad jurídica es deliberada. Sin fundamentar elementos ni acusación, se protege de una segura querella de mi parte", añadió.

Comentarios