Santa Fe
Lunes 07 de Noviembre de 2016

Los Palmeras cerraron la primera edición de la Fiesta Nacional de la Cumbia Santafesina

La primera edición de la Fiesta Nacional de la Cumbia Santafesina cerró anoche con la actuación del grupo Los Palmeras en un escenario montado en el hipódromo de Las Flores, en la ciudad de Santa Fe, ante una multitud estimada por los organizadores en 25.000 personas.
La actuación de la agrupación liderada por el acordeonista Marcos Camino y el vocalista Rubén Deicas fue precedida por unas palabras del gobernador de la provincia, Miguel Lifschitz, quien remarcó que la fiesta colocó a Santa Fe "en el mapa de la música grande de la Argentina" y que "así como Buenos Aires tiene el tango y Cosquín el folclore, Santa Fe tiene la cumbia".
Lifschitz añadió que la Fiesta Nacional de la Cumbia Santafesina "es una fiesta del pueblo, de los morochos, del pueblo santafesino, del pueblo de los barrios, el de Colón, el de Unión, de la mano de estos monstruos de la música popular que nacieron en Santa Fe y que vienen haciendo grande la cumbia desde hace tantos años".
Luego, Los Palmeras arrancaron con su show con uno de sus mayores éxitos, "La suavecita", seguido de "Adorada Sandra", que dio lugar a las composiciones más populares de la tradicional formación, cuyo origen data de 1.972. Premiados con el Carlos Gardel en 2006 por el álbum "Un sentimiento" y el Konex de Platino en 2015 en el rubro Tropical/cuarteto, Los Palmeras edificaron su popularidad en todo el país y Sudamérica en base a éxitos como "Olvídala", "Por primera vez", "La chica de rojo", aunque su consagración llegó con "El bombón asesino", que ya en la madrugada marcó quizás el punto más entusiasta del festival.
A lo largo de las tres jornadas desfilaron por el escenario del hipódromo los más representativos exponentes de la cumbia local, que con un parentesco estilístico con la mejor tradición colombiana reunió a una multitud que desafió los casi 40 grados de sensación térmica. Anteriormente, el público disfrutó de la actuación de los grupos que vienen surgiendo y otros que ya han demostrado su calidad, como Pandilla 4-20, Los Cumbiambas, Los Tropicanos y el reconocido Pastor de los Santos.
Además del clima festivo de la noche, calificada como "histórica" por Pipi Rivero, uno de los animadores, también hubo lugar para la emoción con homenajes a artistas y agrupaciones que marcaron a generaciones de bailarines y también el camino de sus colegas.
En ese sentido, uno de los puntos altos fue el homenaje a Czeslav Popowicz, más conocido como Yuli, que se popularizó con su grupo Yuli y Los girasoles. Popowicz, quien nació el 16 de enero de 1946 en un campo de refugiados de la posguerra en Bari, Italia, fue uno de los creadores de Los Palmeras y es considerado uno de los patriarcas de la música tropical santafesina y uno de los responsables de la identificación que ha logrado esa música en los sectores populares de Santa Fe y el Litoral.
Tras esa presentación fue el turno del Grupo Alegría, que llevó adelante casi una hora de show para festejar sus 40 años de existencia, para luego dejar paso a Grupo Cali, que realizó su tradicional repertorio y le pasó la posta a los colombianos del Cuarteto Imperial.

Comentarios