Ovación
Domingo 19 de Julio de 2015

Los refuerzos mostraron algunos puntos a favor

Pablo Vegetti, Alan Ruiz e Ismael Benegas jugaron por primera vez ante los hinchas y el crédito hacia ellos está abierto.

Dos partidos son muy poco como para emitir un juicio respecto a los refuerzos que llegaron para la segunda mitad del torneo. Y mucho menos un encuentro, si tomamos en cuenta que Alan Ruiz debutó frente a Lanús. De todos modos, a la hora de hacer un análisis del rendimiento de Pablo Vegetti, Ismael Benegas y Ruiz, se podrá mencionar que tienen el crédito abierto y cosas por mejorar.
El que más minutos sumó es el paraguayo Benegas que fue titular ante Nueva Chicago y Lanús. El marcador central cumplió una actuación regular en ambos partidos,  demostrando firmeza en el juego aéreo, pero algunos inconvenientes  en el manejo del balón, cuando el equipo sale jugando del fondo.
Como es habitual en los marcadores centrales guaraníes, se sienten más cómodos cuando el balón va por arriba y en el caso de Benegas no es la excepción. Quizás deba evitar cometer duras infracciones como fue en el debut ante Chicago cuando fue amonestado por un manotazo en la cara de un rival. Ante Lanús fue más cuidadoso en ese aspecto, y si bien sufrió con los delanteros del Granate, fue el que menos errores cometió en la defensa.
Con el correr de los partidos, seguramente se acomodará mejor junto a su compañero de zaga Germán Conti, pero por sobre todas las cosas, se adecuará al ritmo del fútbol argentino que es muy diferente en cuanto a la velocidad, si se lo compara con el torneo paraguayo.
Está claro que el entrenador lo considera un valor importante en defensa por su experiencia y voz de mando, para apuntalar al resto de los defensores, teniendo en cuenta que tanto Conti como Osvaldo Arroyo son muy jóvenes, mientras que Clemente Rodríguez no es un futbolista que hable demasiado, más allá de su enorme trayectoria en equipos importantes.
En el caso de Vegetti, demostró que no sólo es un delantero que piensa en el gol, sino que también tiene otras cualidades y las evidenció en los dos partidos que le tocó jugar. Ante Nueva Chicago ingresó a los 17’ del complemento y si bien no fue determinante, construyó una jugada personal por derecha para enviar un centro a  Federico Jourdan quien cabeceó y el balón rebotó en el codo de Abel Masuero.
El árbitro Pablo Díaz ignoró un claro penal en favor del Sabalero. Con pocos minutos en cancha y apenas dos entrenamientos, el delantero mostró muchas ganas y actitud para pelear todo los balones que le tiraron, haciendo pesar su importante contextura física.
En el juego ante Lanús no pudo marcar, pero asistió de muy buena forma a Gustavo Villarruel, ya que de espaldas y sin dudar lo dejó cara a cara con Matías Ibañez para marcar el gol del conjunto rojinegro. Vegetti se vistió de enganche y con un toque sutil rompió el bloque defensivo del equipo de Guillermo Barros Schelotto. Pero además, en el segundo tiempo le bajó de cabeza una pelota a Cristian García, para dejarlo de cara al gol. Y con un par de disparos de afuera del área inquietó a Ibañez.
En su presentación como titular, fue junto a Villarruel de lo más destacado que tuvo el equipo y está claro que puede dar más, sobre todo cuando tenga mayor conocimiento con sus compañeros. Respecto al debut de Ruiz, alternó buenas con malas, pero evidenció que es un jugador con muchas condiciones y muy buena pegada. Tuvo algunos pincelazos que lo distinguieron, pero por momentos fue muy intermitente.
Esta clase de futbolistas, suelen desaparecer en determinados pasajes de los partidos, pero cuando aparecen marcan la diferencia. Estuvo cerca de marcar el empate con un remate desde afuera del área que Ibañez mandó al córner. Llegó a Colón para ser titular y darle un salto de calidad de mitad de cancha hacia adelante. Condiciones le sobran, ahora deberá demostrarlas con mayor continuidad.
Lo bueno es que después de un semestre en el que no tuvo continuidad, se bancó los 90’ de un partido intenso, Es indudable que le puede dar buenos réditos al equipo, ya que en el plantel no hay un futbolista de sus características, de allí la urgencia del técnico por incorporarlo y ponerlo rápidamente en cancha.

Comentarios