mundo
Domingo 06 de Diciembre de 2015

Histórico triunfo de la extrema derecha en comicios regionales franceses

El Frente Nacional de Le Pen obtuvo entre el 29,5 y el 30,8% en la primera ronda de las elecciones regionales francesas celebradas tres semanas después de los atentados terroristas.

El Frente Nacional (FN) de extrema derecha se impuso hoy como claro triunfador en la primera ronda de las elecciones regionales francesas celebradas tres semanas después de los atentados terroristas en París, indicó la televisión francesa en base a encuestas a boca de urna.

Según las cifras, el partido de Marine Le Pen obtuvo entre el 29,5 y el 30,8 por ciento de los votos. Los candidatos del FN lilderan en seis regiones. Las elecciones regionales son la última contienda electoral clave a nivel nacional antes de las presidenciales de 2017.

En segundo lugar se ubicó la alianza conservadora de los Republicanos del ex presidente Nicolas Sarkozy con alrededor del 27 por ciento. Los socialistas de François Hollande, actualmente en el gobierno, sumaron junto con un partido de izquierda en torno al 23 por ciento.

En la segunda ronda, que se celebrará el próximo domingo, los socialistas podrían contar con el apoyo de los Verdes y la izquierda radical, que hoy sumaron alrededor del 10 por ciento de los votos. Por eso el portavoz del gobierno, Stéphane Le Foll, consideró en una primera reacción que el domingo próximo se impondrá la izquierda unida.

La líder del Frente Nacional, Marine Le Pen, dijo tras conocer los sondeos que ve a su partido como “el primero de Francia”. El FN logró “un resultado extraordinario”, dijo Le Pen ante la ovación de sus seguidores. “Nos están llamando a lograr la unidad nacional que necesita el país”, dijo la política de 47 años.

El ex presidente Sarkozy, en tanto, rechazó formar una alianza para enfrentarse a la vencedora extrema derecha del Frente Nacional en la segunda ronda. No habrá alianza con la izquierda y su partido no retirará listas, anunció Sarkozy en París tras conocerse los primeros resultados de sondeos a boca de urna. Según el ex presidente, lo que hay que hacer para la segunda ronda es movilizar a los votantes.

Los comicios se celebraron en medio de un fuerte dispositivo de seguridad de la policía y los militares. Sobre todo en los alrededores de París muchos recintos públicos fueron vigilados por uniformados.

Tras los atentados terroristas de París y Saint-Denis hace tres semanas, el presidente Hollande subió claramente en las encuestas. Previamente el apoyo había descendido a causa del desempleo récord y las malas cifras económicas.

En su campaña electoral, el FN apostó contra Europa y los extranjeros y reclamó el cierre de las fronteras y más seguridad interna.

De los alrededor de 44,6 millones de habilitados para votar, hoy lo hicieron claramente más que hace cinco años. Según el Ministerio del Interior, hasta las 17:00 había votado el 43,01 por ciento del padrón. Eso es casi cuatro puntos más que en 2010 (39,29 por ciento).