santafe
Jueves 11 de Febrero de 2016

Nuevo matrimonio igualitario: Carla y Hugo dieron el sí

La mujer trans conoció a su, ahora, marido hace 26 años. “La lección es que no pasa nada más que generar enorme alegría”, dijo Esteban Paulón

Carla Suárez y Hugo Salas dieron este jueves el sí en el Registro Civil. Después de 26 años, la pareja decidió dar un nuevo paso rodeado de sus afectos. Hace seis años pensar en la posibilidad de esa unión era muy difícil. El de ellos es uno de los cientos de matrimonios igualitarios que se concretaron en la provincia.
 
A 96 horas de celebrarse el Día de los Enamorados, Carla y Hugo no pueden (ni quieren) disimular la emoción que los invade por haber concretado ese sueño. Ella hace algunos años pudo hacer el cambio en su DNI para figurar como mujer con el nombre que lleva desde muy pequeña; pero desde mucho antes –aún cuando las personas trans eran perseguidas por la policía y obligadas a vivir escondidas– el amor de la pareja ya florecía y se consolidaba.
 
“Estamos muy contentos y emocionados. Es algo muy lindo lo que estamos viviendo”, contó el flamante esposo mientras abrazaba por la cintura de Carla. Y ella, con una gran alegría, reconoció: “No imaginé que iba a ser así de movilizador”.
 
La ceremonia tuvo lugar este jueves a las 12 en el edificio del Registro Civil de calle San Luis al 2900 y contó con la participación de familiares y amigos de la pareja. Con la normalidad y la felicidad que suele despertar ese tipo de eventos, quienes pasaban por el lugar vieron cómo los novios eran recibidos con abrazos, felicitaciones y una lluvia de arroz blanco.
 
“Este matrimonio igualitario es muy especial. Por un lado, porque estamos a muy poquitos días del Día de los Enamorados y una de las consignas que planteábamos cuando se debatía la ley era, justamente, «el mismo amor, los mismos derechos»”, recordó Esteban Paulón, subsecretario de Diversidad Sexual de la provincia, y agregó: “La de Hugo y Carla es una pareja de más de 26 años, es una familia constituida con hijos y nietos que está unida por el amor. Eso le da un contenido especial a este matrimonio”.

Finalmente, Paulón insistió con que la cotidianeidad que toma la celebración de uniones da cuenta de que lograr las leyes que posibilitan el ejercicio de los derechos no ha sido negativo para nadie. “Incluso es una lección para los países que aún no se animan a generar ese tipo de leyes. La lección es que no pasa nada más que traer enorme alegría y felicidad a personas que no tenían ese derecho. No hay ninguna otra diferencia, ante todo somos seres humanos que tenemos la posibilidad de amar a una persona”, dijo.

Comentarios