Ovación
Sábado 05 de Diciembre de 2015

Arranca la segunda vuelta: tras el escándalo, volverían a votar en AFA

Descartada de plano una lista de unidad en la AFA, Luis Segura y Marcelo Tinelli se reunirán hoy para ponerle fecha a la nueva elección, que sería a fin de año.

Lejos de concretar la lista de unidad que sobrevoló apenas terminó la escandalosa elección frustrada en la AFA, Luis Segura y Marcelo Tinelli se reunirán hoy con el objetivo de fijar una nueva fecha para los comicios.
  El papelón que arrojó el empate en 38 votos por lado con 75 asambleístas en condiciones de sufragar y la intempestiva partida de dos dirigentes impidieron que, tal como se preveía, ayer asumiera el nuevo presidente de la entidad.
  Pese a que instantes después de la votación trascendió que tanto Tinelli como Segura podrían aceptar ser parte de una lista de unidad que encabezaría un tercero (se mencionó al titular de Belgrano de Córdoba, Armando Pérez), con el correr de las horas ambas partes se ocuparon de descartarlo.
  El tinellismo deslizó que “los dos proyectos son absolutamente diferentes”. En tanto, Segura adelantó desde el edificio de la calle Viamonte: “Iremos a elecciones, tampoco es el fin del mundo”.
  El presidente de la AFA sentenció que “no hay posibilidad” de que se alineen detrás de un tercer candidato, y ratificó que Tinelli y él son los únicos candidatos.
  “A Armando Pérez no lo descarto por sus condiciones, sino porque legalmente estos son los candidatos. Pensar en un tercero es reabrir un proceso nuevo, totalmente distinto y en otros tiempos”, agregó.
  Segura aceptó que fue “una fatalidad” lo que ocurrió en las elecciones y dijo que el hombre que sacó los sobres “es un hombre de Tinelli”.
  En la incómoda conferencia de prensa que habían improvisado tras las frustradas elecciones, Segura y Tinelli habían evitado explayarse sobre la eventual lista única, pero con el correr de las horas y por las declaraciones de dirigentes afines a los dos espacios, tomó fuerza la postura de hacer una nueva votación.
  Poco efectivas parecieron las declaraciones componedoras de Segura y Tinelli en la incómoda rueda de prensa improvisada en Ezeiza tras las frustradas elecciones, y apenas un par de horas después comenzaron a dispararse acusaciones.
  Tinelli, desde su cuenta de la red social Twitter, seguida por más de 7 millones de personas, compartió tuits en los que distintos periodistas daban cuenta de que dirigentes del ascenso recibieron amenazas para votar por Segura, mientras que desde el espacio que apoya al actual titular de la AFA sostuvieron que el conductor televisivo compró “voluntades”.
  Todos, de ambos lados, coincidieron en que lo ocurrido fue “un papelón mayúsculo”.
  Si bien no se precisó ni el lugar ni la hora del próximo encuentro, ambos candidatos acudirán con sus respectivos asesores letrados y dirigentes de confianza para definir la fecha de la nueva elección y la forma en que se votará.
  Hay dirigentes, como pidió Daniel Angelici después del recuento, que quieren el voto a mano alzada, pero el tinellismo lo rechaza porque considera que hay quienes podrían sentirse presionados.
  En otro día convulsionado, hubo hasta una denuncia de intento de soborno de parte del vicepresidente de Independiente Rivadavia Leonardo López, quien acusó a allegados al dirigente Claudio Chiqui Tapia.
  Por un lado los tinellistas y por otro los seguristas, defendieron sus ideas y criticaron al adversario, crispando aún más el clima electoral de la AFA.
  La nueva fecha sería luego del Mundial de Clubes de Japón, ya que allí estarán los dirigentes de River, por lo que podría votarse el 28 o 29 de diciembre.

La IGJ aclaró que no integró la junta electoral

La Inspección General de Justicia informó que no integró el jueves la junta electoral de la elección de las autoridades en la Asociación del Fútbol Argentino (AFA) y aclaró que su participación se limitó a aportar inspectores de la Dirección de Entidades Civiles en calidad de veedores del comicio.
  Los veedores de la IGJ solamente colaboraron, a pedido de AFA, en controlar y reponer boletas faltantes cada quince (15) votos emitidos y verificar que las boletas y los sobres se encontraran firmados, pero no participaron en la apertura de sobres ni en el ordenamiento de boletas para su conteo posterior.
  Cabe destacar que fue la Comisión Escrutadora la que pidió que no fuera filmado el escrutinio ni cantado a viva voz cada voto mientras se abría cada sobre.
  Al finalizar el acto, los inspectores, a efectos de determinar si se encontraban presentes todos los votantes para repetir la votación, pidieron que se identificara cada uno de los asambleístas.
  Ante la ausencia de dos de ellos, se tornó imposible repetir la votación y se dispuso el pase a un cuarto intermedio.
Fuente: La Capital