Ovación
Sábado 29 de Agosto de 2015

Ganó el Sabalero en el duelo de rojinegros en Rosario

Colón sepultó esta noche en el Coloso Marcelo Bielsa la racha negativa de nueve partidos sin victorias, al doblegar a Newell’s por 1-0, con gol de Pablo Vegetti. El Sabalero cosechó su tercer triunfo al hilo en ese escenario. Alan Ruiz e Ismael Benegas llegaron a las cinco amarillas

Colón puso punto final esta noche a la racha negativa en el Torneo de Primera División, al derrotar a Newell’s por 1-0, en un partido válido por la 22ª fecha. El delantero Pablo Vegetti (ST 18’) anotó el único tanto para el equipo que dirige Darío Franco, que logró su primer éxito desde que se hizo cargo del equipo en el receso.
La iniciativa la tuvo Newell’s, que colocó como había ensayado en la semana a Maximiliano Rodríguez como volante por el sector izquierdo para tener mayor contacto con el balón y ser utilizado como eje de los ataques. Colón esperó bien parado pero al no tener la posesión de la pelota, sus posibilidades de atacar eran nulas. El primer tiro al arco de la Lepra fue a los 4’, cuando un remate mordido de Scocco terminó en las manos de Broun. Apenas un minuto después y luego de un despeje fallido de los sabaleros, Figueroa lo hizo pasar de largo a Benegas aunque la terminó muy mal. La primera aproximación de Colón llegaría a los 7’ con un centro de Ruiz que no pudo conectar Benegas. El dueño de casa desnudaba falencias atrás, era cuestión que la visita se anime a atacar. 
La más clara la tuvo el equipo de Franco a los 13’, cuando el paraguayo Benegas bajó una pelota en el área para Vegetti y cuando el delantero se preparaba para batir a Unsaín, apareció Escobara para salvar la situación. Si bien la iniciativa seguía siendo de Newell’s, la falta de profundidad empezaba a impacientar al público. El trabajo de Poblete en el medio para recuperar se fue agigantando con el correr de los minutos, aunque los rojinegros no lograban equilibrar esa lucha para hacerse de la pelota, déficit casi sistemático en el ciclo Franco. Se jugaba más cerca de Broun por la inconexión de Ruiz con los volantes. 
Martín Tonso rompió la monotonía desde afuera del área con un tiro fuerte a los 22’ que tuvo una buena respuesta de Broun. Poco para tanto dominio territorial y posesión del esférico. Newell’s vio que la derecha era el lugar para herir y otra vez avisó con Maxi Rodríguez, quien enganchó hacia adentro y su tiro se fue cerca a los 25’. El Sabalero hacía agua por todos lados y nuevamente Maxi tuvo la apertura del marcador a los 27’. Cuevas lo cerró y la pelota rebotó en el palo. Realmente la tarea de los rojinegros era por demás de pobre, sin siquiera dar dos pases seguidos y aguantando los embates de la Lepra. 
A los 35’ Franco mandó a la cancha a Romero por Cuevas, en una decisión táctica que dejó al desnudo a la vista de todos al joven formoseño. El gol de Newell’s parecía madurar. Scocco probó de afuera y una vez más respondió Broun. Colón tuvo su momento en los instantes finales y recién a los 42’ Ballini lo habilitó por izquierda a Guanca que disparó desviado sobre el palo izquierdo. El empate parcial dejó en clara evidencia la falta de contundencia de que tuvo Newell’s y la impotencia de Colón para generar algo distinto de mitad de cancha hacia adelante.
 

Se sacó la mufa
El inicio de la parte complementaria ofreció la misma tónica de los 45’ iniciales: Newell’s con dominio territorial y la administración del balón frente a Colón que esperaba agazapado atrás como premisa fundamental. Costaba ver situaciones de peligro frente a los arcos por la imprecisión de los protagonistas. El público empezó a fastidiarse y eso lo sintió el anfitrión, que empezó a repetirse en centros y pelotazos cruzados que la defensa sabalera neutralizó sin inconvenientes.
Scocco tomó las riendas y por la derecha volvió loco a Clemente Rodríguez. El Flaco Conti cerraba por todos lados. Los centrales de Newell’s estaban en la mitad de la cancha y nuevamente Scocco tuvo el primero a los 10’ con un remate desde afuera del área. Allí, se retiró lesionado Benegas (llegó a las 5 amarillas) y en su reemplazo ingresó Lazzaroni. Un centro a Tonso casi termina en un blooper de Broun. Todo dependía de un acierto de Newell’s ante un rival muy pobre. 
Recién a los 17’ el equipo de Franco intentó generar una contra pero Guanca apareció en posición adelantada. Contra todos los pronósticos, después de una mala salida de la Lepra, fue Pablo Vegetti quien la peleó y mientras lo corrían desde atrás y ante la salida de Unsaín definió con una jerarquía envidiable. Colón ganaba 1-0 a los 18’ por aquello que los goles se hacen y no se merecen. 
El partido tomó otro rumbo y los de Bernardi fueron con todo en procura de la igualdad, algo que tuvo Scocco con un tiro libre que desvió muy bien Broun. Newell’s era una tromba y volvió a ganar desde arriba con Cáceres pero el fondo resistía. A los 24’ después de eliminar un par de rivales el que se animó fue Alan Ruiz y su tiro casi se le mete por el caño izquierdo de Unsaín. 
Pero Broun volvió a agigantar su faena con un tiro muy difícil que en la línea le contuvo a Rodríguez.
Colón tuvo el segundo a los 32’, cuando Clemente armó una corrida por la izquierda, se frenó y le puso la pelota a Guanca para sellar el resultado pero el ex-Chacarita definió de mala manera y Unsaín salvó a la Lepra. Definitivamente el trámite era de tránsito en la mitad de la cancha con Newell’s desesperado y sin ideas. Fatura Broun era sostén absoluto del triunfo. Esta vez con una tapada enorme a Escobar. 
Los últimos minutos fueron dramáticos. Con un equipo visitante bien metido sobre las barbas de Broun y Newell’s pugnando por enterrar una racha que parece no tener fin después de perder el clásico. 
Si bien debió esperar hasta el silbato final de Pitana, Colón se trajo desde Rosario, a través de la practicidad, una victoria que puede servirle de plataforma de lanzamiento en la recta final de la temporada y con dos clásicos en el horizonte. Convirtió después de una jugada magistral de Vegetti, y entre Broun y Conti, más el resto de los soldados, sostuvo tres puntos que le dan mucho aire en la tabla de promedios.
Mariano Cassanello / mariano.cassanello@uno.com.ar