Ovación
Domingo 02 de Agosto de 2015

Para reforzar la defensa

El entrenador sabalero pretende que llegue un defensor, ante la lesión que sufrió Lucas Landa (rotura del tendón de Aquiles) y un nuevo desgarro de Clemente Rodríguez. En consecuencia, el apuntado sería el lateral izquierdo de Boca Unidos, Leonardo Baroni. 

Luego del partido ante Independiente, Darío Franco manifestó en conferencia de prensa que la intención es traer un defensor para reforzar el bloque defensivo. El entrenador no brindó ningún nombre, pero el apuntado sería Leonardo Baroni, quien juega en Boca Unidos.
A principios de año la dirigencia rojinegra había tomado contacto con el lateral izquierdo, incluso había un principio de acuerdo pero finalmente se terminó decidiendo por la llegada de Clemente Rodríguez. Precisamente, por las continuas lesiones del ex-Boca y la rotura del tendón de Aquiles que sufrió Lucas Landa, el técnico charló con los directivos y le solicitó la incorporación de un defensor.
La realidad indica que el cuerpo técnico no cuenta con demasiadas alternativas para conformar la defensa y teniendo en cuenta que restan aún 11 fechas para el final del torneo, Franco no quiere quedarse sin variantes en una zona tan sensible y en donde el equipo ofreció muchas ventajas en estos partidos.
La semana pasada se confirmó el desgarro de Rodríguez y en principio recién podría estar a disposición para el encuentro frente a Vélez. No obstante, teniendo en cuenta las reiteradas lesiones que sufrió, es una verdadera incógnita el futuro del lateral ya que le cuesta adquirir continuidad. El pasado jueves cumplió 34 años y el paso de los años y la inactividad con la que llegó a Colón le pasan factura.
Desde que asumió Franco, el ex-Boca jugó como titular ante Nueva Chicago y Lanús y luego se perdió los encuentros ante River e Independiente. Mientras que está descartado para jugar ante Aldosivi.
En el caso de Landa, fue intervenido quirúrgicamente el jueves 23 de julio y en principio se estima un tiempo de recuperación que oscila entre los seis y ocho meses. De esta manera, recién estaría  en condiciones de volver a jugar el próximo año.
A la hora de repasar los jugadores con los que cuenta Franco para armar la defensa, por derecha está Yamil Garnier pese a que no es un lateral, pero debido a que tanto Pablo Cuevas como Luis Castillo (juega en Reserva) no son tenidos en cuenta por el técnico, el ex-Sarmiento se ganó un lugar como titular.
Los marcadores centrales titulares con Germán Conti e Ismael Benegas y como reemplazo está Franco Lazzaroni y Cristian Saín, quien en sus inicios arrancó como zaguero y luego se desempeñó como lateral izquierdo. Es decir que no tiene demasiadas opciones en caso de suspensiones o lesiones.
Y para el puesto de lateral izquierdo está Osvaldo Arroyo que debutó con Franco, por lo cual recién tiene cuatro partidos en Primera División. Y como recambio podría estar Saín, teniendo en cuenta las lesiones que viene arrastrando Rodríguez que preocupan y mucho al entrenador. De allí la necesidad de contar con un defensor, habida cuenta que en los últimos tres partidos le marcaron seis goles.
Baroni tiene 31 años y hace seis que juega en el elenco correntino, siempre como titular. Comenzó su carrera futbolística en Talleres, también pasó por Racing, Juventud Antoniana y Criciúma de Brasil. Es oriundo de Sarmiento en la provincia de Santa Fe y en su momento manifestó el deseo de jugar en Colón.
 En las últimas horas habrían existido conversaciones entre el jugador y los dirigentes sabaleros, por lo cual habrá que aguardar qué sucede con su posible arribo al plantel sabalero. El jugador es un símbolo de Boca Unidos y titular indiscutido para el técnico Ricardo Rodríguez.
El conjunto correntino marcha en la 14ª posición de la tabla con 33 unidades, pero a seis del quinto que es Los Andes que jugaría un Reducido para el segundo ascenso. A tal punto es clave Baroni, que es el único futbolista con asistencia perfecta  dado que disputó los 26 encuentros que hasta aquí protagonizó Boca Unidos. En consecuencia, habrá que aguardar cuál es la respuesta de los dirigentes correntinos, más allá del deseo del jugador.
Mariano Casanello / Suplemento Ovación