Ovación
Jueves 20 de Agosto de 2015

Quiso rechazar la pelota y la metió en su propio arco

El defensor uruguayo abrió la cuenta para Universidad Católica en la victoria 2 a 1 ante Danubio por la Copa Sudamericana.

Los franjeados no pudieron dar vuelta la serie como locales y, para colmo, sufrieron un increíble gol en en contra de Matías de los Santos para comenzar a cerrar la historia.
Un centro fácil y sin pretensiones que iba directo a las manos del arquero, Franco Torgnascioli, fue irrumpido por el cabezazo del defensor que terminó con el balón en propia puerta.
Cuando las ilusiones comenzaban a aparecer en los hinchas locales por el ímpetu de su equipo, sobre el final Mark González convirtió el tanto que puso cifras definitivas al encuentro.