Ovación
Miércoles 18 de Mayo de 2016

Sevilla es el campeón de la Europa League y escribe su nombre en la historia

El conjunto español se impuso por 3-1 y se convirtió en el primer equipo en ganar por tercera vez consecutiva el certamen europeo; Ever Banega, fue una de las usinas del equipo español, que el domingo próximo jugará la definición de la Copa del rey ante Barcelona

La gloria tiene ese perfume que corta el aliento. Embriaga y nubla la vista de emoción. No se puede medir en palabras se siente. Simplemente se siente. Sevilla lo sabe, le hierve la sangre. Otra vez en la cima, por tercera vez consecutiva, rompiendo las estadísticas, tocando el cielo con las manos. El equipo de Unai Emery se restrega los ojos para convencerse que es real, que superó a Liverpool, con Jürgen Klopp, en el banco de los suplentes, por tres goles y con el antecedente que jamás el equipo inglés había perdido una definición de estas características. Fue 3-1 para los andaluces, en Basilea.
No resultaba favorable la ecuación para Sevilla, porque Sturridge con una delicada definición le daba a Liverpool la ventaja. Pero fue cuestión de que Kevin Gameiro y Coke se pusiesen en sintonía para que el conjunto español para concretar el sueño: ser el primer equipo en ganar tres títulos consecutivos de una competición europea. Algo que no sucedía des que el Bayern Múnich ganase su tercera Copa de Europa consecutiva en la temporada 1975/76. Sevilla anoche acumuló su quinto trofeo: lo ganó ante el Middlesbrough en 2006; ante el Espanyol en 2007; frente al Benfica en 2014 y contra el Dnipro en 2015.
También fue una jornada especial para Gameiro, porque abrió el camino para el éxito ante Liverpool y marcó su quinto gol en los últimos cuatro partidos de Europa League (ante el Athletic Club en el partido de vuelta de lo cuartos de final, en la ida de las semifinales ante Shakhtar y dos goles más en la encuentro de vuelta de la eliminatoria ante los ucranianos).
El acento argentino también se escuchó en el corazón de Basilea. Porque Ever Banega, uno de los pulmones de Sevilla, disfruta su segundo título de UEFA Europa League, mientras se abraza con el capitán del equipo y goleador en la definición, Coke, que dijo en plena celebración: "Merece la pena ganar así por esta maravillosa afición que nos arropa y empuja. El equipo se ha dejado la piel, cuando parecía todo muy cuesta arriba, el equipo ha sacado su alma. Nos queda todavía otra final (el domingo próximo ante Barcelona por la Copa del Rey). Que nuestra gente lo disfrute. Hemos sufrido mucho todos los días currando. Esto es la hostia, hay que valorarlo mucho".

Canchallena