Política
Lunes 20 de Abril de 2015

Pignata se ve ganador y quiere aliarse con Frana

confiado. El candidato a intendente por el PRO se posicionó detrás de Corral y dijo que las elecciones generales están polarizadas entre ellos dos. Convocó a toda la oposición a formar una alianza para poder disputar el municipio.

Desde que arrancó su carrera política, en 2007, esta es la primera vez que Sebastián Pignata se prueba para un cargo ejecutivo, y el resultado lo dejó más que contento. Al cierre de esta edición, el 89 por ciento de las mesas escrutadas le aseguraban 36.361  votos, frente a los 44.033 que había sumado el actual intendente, José Corral y una elección polarizada entre ellos dos, para el próximo 14 de junio. 
El salto de banca que dio en febrero -días antes del cierre de listas- desde el Partido Justicialista al PRO Unión Federal, le permitió proyectarse en una precandidatura a intendente por Santa Fe en el espacio político que lidera Mauricio Macri a nivel nacional y que ayer fue el más votado en toda la provincia de la mano de Miguel Del Sel, cuando el ahora candidato a la gobernación del espacio amarillo concentró más del 35 por ciento del total de los votos.
La convocatoria 
Como el partido no tuvo internas, los resultados de estas elecciones le permitieron a Pignata mesurar su alcance y aceptación en los distintos barrios de la ciudad y las chances de quedarse con el sillón de Corral hasta el 2019. Pero también le significan poder posicionarse fuerte ante su contrincante natural: la actual concejal por el Partido Justicialista, Silvia Frana, quien ayer se quedó con la interna del Frente Justicialista para la Victoria al sacar más del 60 por ciento de los votos ante el gremialista Carlos Felice. 
—¿Existe la posibilidad de formar una alianza con Frana?
—La verdad es que me gustaría muchísimo. A Silvina Frana la respeto y estimo y creo que no nos diferenciamos mucho en lo que pensamos; quizás hay diferencias generacionales pero no en el pensamiento. Y a esta ciudad hay que cambiarla con buenos equipos de gente, con ganas, con honestidad y hay que enfrentar las elecciones con valentía y coraje. 
—¿Cree que van a poder concentrar los votos que el 14 de junio no sean para Corral?
—Los que votaron al resto de los candidatos saben que la elección está dividida en dos: es Corral o es Pignata. Si quieren cambiar es Pignata y si quieren seguir con lo mismo es Corral. No es tan difícil. Y por eso creo que vamos a tener el acompañamiento de muchos vecinos y le vamos a decir al resto de los candidatos que también se sumen. Para nosotros oficialmente empieza hoy la campaña. Hasta ahora fue muy tranquila y el análisis que hacemos es que más del 60 por ciento de los vecinos de Santa Fe le dijo «no» a la gestión actual. Nosotros entendemos que va a haber menos candidatos para el 14 de junio y que podremos ganarnos la confianza de la gran mayoría de esos vecinos que están buscando un cambio real. Vamos a ir a buscar a cada uno de esos santafesinos para convencerlos que podemos cambiar la ciudad. 
—¿Lamenta haberse separado del Partido Justicialista?
—No fue un esfuerzo haberme ido y la verdad es que veo cómo está el PJ hoy y creo que no me equivoqué. Cuando miro cómo se armaron las listas, veo que no tengo nada que ver con esos esquemas ni con el kirchnerismo. Siempre lo dije, aun cuando me tocó participar dentro del peronismo, porque siempre busqué la unidad. María Eugenia Bielsa, días antes de cerrar las listas, dijo que ella intentó hablar de política y le hablaron de negocios. Yo comparto esa misma idea. Creo que no es el mejor momento del peronismo, que los candidatos que hay no son los mejores representantes del peronismo y, por el contrario, nosotros tenemos un gran equipo de trabajo, con muchas propuestas desde el Concejo pero también para administrar la ciudad. 
—¿Lo esperan a Miguel Del Sel en este búnker en las elecciones generales? 
—Obviamente, el 14 de junio los festejos van a ser acá en la ciudad y en nuestro búnker. La cantidad de votos que hoy sacó Miguel del Sel se van a repetir, porque en toda la provincia se escuchó un claro mensaje. Los santafesinos le dijeron “no” al narcotráfico, a la inseguridad, a la falta de inversión en la provincia y a la corrupción. Y esos cambios que la gente está pidiendo en los cargos ejecutivos de la provincia los quiere también a nivel ciudad.
Por Gabriela Albanesi / Diario UNO Santa Fe

Comentarios