Policiales
Martes 29 de Marzo de 2016

Disputaba un chiquero, baleó a una nena de 3 años y ahora quedó detenido

Aberrante. Dictaron la prisión preventiva al acusado de disparar contra una menor el pasado 31 de enero. La víctima es Maia Martínez, quien permanece internada

Este martes, en la Sala Nº 1 de Tribunales, el juez Sergio Carraro dictó la prisión preventiva para el acusado de balear a una nena de 3 años, en Pavón y Ayacucho del barrio Acería, el pasado 31 de enero. Después de estar prófugo por más de un mes, el imputado Diego Alejandro A., de 22 años, permanecerá detenido tras estar sindicado como el autor del disparo que hirió en la zona del cráneo a la pequeña cuando esta acompañaba a su padre y hermano en un carro a tracción a sangre.
 

Todo por un chiquero
Los fiscales de la Unidad de Homicidios le atribuyeron al imputado el delito de “homicidio calificado por el uso de arma de fuego en grado de tentativa”, ya que a través de distintas evidencias recolectadas acusaron de haber sido quien abordó aquel día, a las 11, mientras conducía una motocicleta 110, a la carrocería donde iban Maia Martínez, su padre Eduardo y su hermano Elio, en el barrio Acería. Para el fiscal Pablo Busaniche, el imputado efectuó un disparo contra el padre de la víctima, pero ese proyectil impactó en el cráneo de Maia. Una vez consumado el hecho, se dio a la fuga, mientras que la niña cayó desde el carro al suelo herida. 
El motivo de la acción tan violenta, habría surgido –según distintas declaraciones– por una vieja disputa que tenían el padre de la menor con el imputado por la pertenencia de un terreno muy precario destinado a criar cerdos en las adyacencias al barrio.
 
El disparo que afectó a Maia impactó en la zona de la región frontal derecha. Según consta en el expediente judicial, el proyectil extraído en el hospital Orlando Alassia sería uno perteneciente a un arma calibre 32 largo. A causa de aquel disparo, la niña permanece hasta el día de hoy internada en el nosocomio provincial con un pronostico muy delicado. 
 
 
Detenido y con antecedentes
El juez Carraro dictó la prisión preventiva para Diego Alejandro A., ya que sostuvo como una “medida necesaria” ante un posible riesgo de fuga. A su vez, señaló que los elementos expuestos por la Fiscalía “estarían ilustrando la intervención del imputado en el hecho”.

Cabe señalar que el acusado ya contaba con un antecedente por un homicidio ocurrido el 17 de abril del 2014, cuando por una medida cautelar alternativa a la prisión preventiva, el juez de aquel entonces determinó un arresto domiciliario en la ciudad de Carlos Pellegrini, pero dicha medida no se cumplió.  Por tal motivo, el joven de 22 años permanecerá detenido durante todo el proceso judicial.

El dato 
El acusado de intentar matar a Maia Martínez, fue aprehendido por el personal policial el pasado sábado 26 de marzo en un domicilio ubicado en Estanislao Zeballos al 5300. El joven de 22 años tenía un pedido de captura desde el 3 de febrero, luego de que tanto el padre como el hermano de la menor, habían declarado que fue un tal “Tachuela” quien efectuó el disparo y lo sindicaron al muchacho como el presunto asesino. A raíz de aquel episodio fue buscado incansablemente por el personal policial en varias oportunidades, ya que se realizaron cinco allanamientos en un domicilio de calle Estanislao Zeballos al 5300 pero los mismos dejaron un resultado negativo.
Recién fue el sábado pasado, en medio de una ola de crímenes ocurridos en barrio Cabal, donde fue aprehendido el acusado del hecho de la menor y puesto a disposición de la Justicia. 
 
Ignacio Mendoza / ignaciomendoza@uno.com.ar / De la Redacción de UNO