Policiales
Miércoles 22 de Abril de 2015

Hubo tres chicos y un bebé heridos en ataques sucedidos en Santa Fe

Una nena de 11 años, un nene de 12, ambos apuñalados. Y dos hermanos, uno de 14, y otro de un año y medio, quemados intencionalmente

Este miércoles, entre las 18.30 y las 20, se produjeron dos hechos de violencia que tuvieron como víctimas a dos chicos, una nena de 11 años y un nene de 12. 
El primero de los casos sucedió en avenida Padre Atilio Rosso en el barrio Villa Oculta de la ciudad de Santa Fe, adonde una nena de 11 años fue agredida por cuatro chicas de entre 12 y 15 años, que le produjeron cortes con una trincheta en ambos brazos, omóplato y rostro. 
El otro caso sucedió antes de las 20, en Monseñor Zazpe al 4400 en el barrio 12 de Octubre, adonde un chico fue apuñalado en la espalda por un vecino suyo que sería otro menor. 

Ambas víctimas fueron derivadas en vehículos particulares por vecinos hasta el Hospital de Niños de Santa Fe, adonde después de las 20.30 fueron operados.
Y  el último de los sucesos fue en una casa de barrio El Abasto adonde dos desconocidos arrojaron una bomba molotov por la ventana abierta de una vivienda, y resultaron heridos con quemaduras dos hermanos, uno de 14 años y otro de un año y medio.
Nena tajeada por otras
El primero de los sucesos ocurrió en una calle al costado de una vivienda de Los Sin Techo en Villa Oculta de la capital santafesina, adonde según el testimonio de las mujeres encargadas del local, tres o cuatro menores de entre 12 y 15 años atacaron a Leyla Lourdes Molinas de 11, con una trincheta y le produjeron cortes en el rostro, en ambos brazos y en el omóplato. 
Diario UNO de Santa Fe, dialogó con las encargadas del lugar, Ema Tarragona de 53 años y Rosa Gómez de 56, que dijeron que ambas trabajaron durante la tarde para dar la copa de leche a unos 200 chicos a la salida de la escuela y en determinado momento se produjo un griterío muy fuerte en la calle, y varios niños les avisaron que una menor fue herida por otras. 
Ema y Rosa salieron a la calle y se encontraron con Leyla Molinas que tenía el rostro completamente ensangrentado, al igual que los brazos y la espalda. 
El hijo de Rosa Gómez, que en ese momento llegaba de trabajar en su moto, subió a la chica al asiento trasero e inmediatamente la trasladó al Hospital de Niños Orlando Alassia, adonde recibió las primeras curaciones para detener la hemorragia de sus heridas, y al cierre de esta edición estaba siendo operada. 
Los policías de la Comisaría 6ª recibieron la denuncia por el suceso, pero no encontraron a ninguna de las presuntas agresoras según la identidad que proporcionaron los vecinos. 
Apuñalaron a un nene de 11 años
Alrededor de 19.45, dos vecinos del barrio 12 de Octubre que viven en Monseñor Vicente Zazpe al 4400, al lado de Santa Rosa de Lima, socorrieron a un chico, identificado como Alexis Ferreyra de 12 años, que fue atacado por un adolescente que sería habitante de la misma populosa barriada, y por motivos que se desconocen, le aplicó una puñalada en la espalda. 
En este caso también, Diario UNO de Santa Fe dialogó con los vecinos Héctor Leiva de 63 años y Carolina, que es su hija de 37, y ambos dijeron que al ver al nene herido, sangrante y llorando a gritos de miedo, sacaron el auto del garage y lo trasladaron urgente hasta el Hospital de Niños Alassia, adonde fue recibido por los médicos de la guardia que le practicaron las primeras curaciones y luego lo derivaron al quirófano central, adonde lo sometieron a una operación.
Los Leiva. Padre e hija, son los vecinos que socorrieron a Alexis Ferreyra, el nene de 12 años, que resultó apuñalado en la espalda / Foto: Manuel Testi - Uno Santa Fe

Este caso fue denunciado y es investigado por los agentes de la Subcomisaría 2ª, y al cierre de esta edición, el presunto autor no logró ser detenido. 
Quemados
El miércoles, pasadas las 20, dos desconocidos subidos a una motocicleta, pasaron por el frente de una vivienda que está ubicada en calle Sarsotti al 6900 del barrio El Abasto en el extremo noroeste de la capital santafesina, arrojaron una bomba molotov encendida a través de una ventana, el artefacto estalló e inmediatamente y se generó un incendio en toda la casa. 
Las lenguas de fuego del incendio se extendieron inmediatamente a todas las dependencias del inmueble, y un adolescente de 14 años solo atinó a buscar, alzar, y salvar a su hermanito de un año y medio. 
La valentía de Uriel Moncada de 14 años, al rescatar a su hermano Ian de un año y medio, se produjo simultáneamente cuando estalló la garrafa de la cocina, y esto tuvo consecuencias desastrosas en los cuerpos de ambos menores. 
Uriel Moncada, de 14 años, resultó con quemaduras en rostro y tórax, que afectaron el 50 por ciento de su cuerpo, en tanto, Ian, su hermano bebé, tuvo quemaduras en rostro y en una mano. Ambos fueron trasladados al Hospital de Niños Alassia, curados y alojados en la unidad de terapia intensiva. 
El caso es investigado por la Comisaría 7ª, y si bien no hubo detenidos relacionados con el suceso, surgió la presunta identidad de los autores. El jefe de la UR I La Capital, Región 3ª, comisario inspector Adrián Rodríguez, encabezó las operaciones para dar con los autores del incendio a la vivienda y las terribles consecuencias que arrojó sobre los dos hermanos. 
El estado de los cuatro heridos
El director del Hospital de Niños Orlando Alassia, dijo que los cuatro chicos seguirán internados, que ninguno tiene peligro de muerte, y que al cuadro más grave lo presentan los hermanos Moncada.
Por Juan Trento / jtrento@uno.com.ar