Policiales
Jueves 29 de Septiembre de 2016

Santa Fe: prueba de fuego contra el narcotráfico

La presencia de las cuatro fuerzas de seguridad nacionales en todo el territorio de la provincia de Santa Fe, Gendarmería Nacional, Policía Federal, Prefectura Naval y Policía de Seguridad Aeroportuaria, satisface la necesidad requerida por el gobierno santafesino en el acuerdo marco con el gobierno nacional, para el combate del narcotráfico y la violencia en todas sus formas.

Rediseño operacional conjunto
Es necesario comprender que, además, en la cuestión de la seguridad pública se integrarán las cuatro fuerzas nacionales con la Policía de Santa Fe. Es una experiencia que tiende al trabajo operacional conjunto como racional, pretensión surgida en el mediano y largo plazo, que se inicia a fines de septiembre y que además se extenderá por 15 meses hasta diciembre de 2017.

Santa Fe: un tubo de ensayo
Surge que Santa Fe, por sus índices de violencia y de narcotráfico, será un banco de prueba en el concierto nacional a la hora de integrar el trabajo interfuerzas de las cuatro fuerzas de seguridad nacionales con una provincial, pero también será observado como una suerte de laboratorio de cuáles son las consecuencias del trabajo conjunto.

Santa Fe como banco de pruebas o experiencia piloto, podría ser la clave para desbrozar el áspero y muy intrincado camino de desmontar las redes del narcotráfico, cuestión que no es solo de soldaditos que venden cocaína y marihuana en los denominados "búnkeres", sino que además hay encumbrados financistas que promueven la actividad y la prohíjan con sus interminables recursos económicos hasta invadir todos los estamentos del Estado.

Coordinador de las fuerzas
No es casual que el coordinador de todas las fuerzas presentes sea un comandante general de Gendarmería Nacional, Claudio Brilloni, cuyo último destino y de donde proviene es ser director de Inteligencia Criminal. Eso que parece un rótulo es la llave para entender que la llegada de las fuerzas nacionales a Santa Fe tiene una misión visible con presencia en la calle en prevención del delito. Pero la sustancia en esta materia es la inteligencia criminal, para entender el financiamiento del delito.