Policiales
Domingo 06 de Diciembre de 2015

Secuestraron más de 1500 kilos de carne vacuna no apta para consumo humano

Fue durante diez allanamientos a carnicerías de la localidad de Tartagal. Secuestraron 1560 kilos de carne vacuna que los médicos veterinarios policiales constataron que no estaba apta para consumo humano. La carne secuestrada fue desnaturalizada en el frigorífico de la ciudad de Reconquista. Informaron la novedad al juez penal con sede en la ciudad de Vera. 

Ayer fue secuestrada una tonelada y media de carne vacuna no apta para consumo humano durante varios procedimientos simultáneos ejecutados por agentes de la Guardia Rural Los Pumas de la Policía de Santa Fe en 10 carnicerías de la localidad de Tartagal, en el departamento Vera.


La carne secuestrada fue examinada por los médicos veterinarios de la policía santafesina, los que constataron que no se hallaba en condiciones de ser consumida por la población, y por ende fue desnaturalizada en un frigorífico de la ciudad de Reconquista. La novedad fue informada a la jefatura de la Policía provincial, al Secretario y al Ministro de Seguridad como al juez penal interviniente con sede en la ciudad de Vera. 

 
 
No apta para consumo humano
Una investigación que fue llevada adelante por policías de diversas jurisdicciones en el departamento Vera y que pertenecen a la Guardia Rural Los Pumas, tuvieron su corolario durante la víspera cuando fueron ejecutados 10 operativos simultáneos en carnicerías de la localidad de Tartagal. Allí se secuestraron 1560 kilos de carne vacuna no apta para consumo humano, según el dictamen profesional de los médicos veterinarios de la policía rural santafesina. La tonelada y media de carne vacuna secuestrada fue desnaturalizada en el frigorífico Friar de la ciudad de Reconquista. 

En ese marco fueron labradas las actas de infracción conforme el artículo 206 del Código Penal Argentino, que trata sobre la "violación a las leyes de la Policía Sanitaria Animal", informando la situación a la Jefatura de Policía provincial, y a la Secretaría y al Ministerio de Seguridad y al juez penal interviniente con sede en la ciudad de Vera. 

Por Juan Trento / jtrento@uno.com.ar