Policiales
Lunes 20 de Abril de 2015

"Tengo SIDA, no me haga nada", rogó la joven violada por un taxista

El caso conmocionó a Buenos Aires. El hombre aprovechó que la mujer se quedó dormida mientras viajaba en el asiento trasero para tirársele encima.

Lo que debía ser una noche de diversión con amigas terminó convirtiéndose en la peor pesadilla de una joven que tuvo la desgracia de subir al taxi de un violador. Una vez que la mujer de 20 años se encontraba arriba del vehículo, el hombre se abalanzó sobre ella y la violó. En un desesperado recurso por librarse de la situación, la víctima le dijo al atacante: "No me haga nada, tengo SIDA".
Desafortunadamente, nada pudo hacer la joven para evitar que el violador abusara de ella en el momento menos pensado. La mujer se subió al vehículo luego de pasar la noche con amigas en un bar ubicado en el cruce de las calles Olleros y Álvarez Thomas.
El atacante aprovechó que la joven se quedó dormida mientras viajaba en el asiento trasero. La desesperación se apoderó de la víctima cuando despertó y descubrió que el violador se le había tirado encima y se disponía a someterla.
"Te c... y te dejo ir", le dijo el taxista justo antes de comenzar a perpetrar el delito sexual. Ante el desesperante aviso, la joven intentó detener al violador haciéndole creer que padecía de una enfermedad venérea. Sin embargo, el hombre le respondió que disponía de profilácticos y así procedió con su despreciable accionar.
"Bajate; si gritás, bajo y te reviento a trompadas y después te paso por arriba con el auto", amenazó el hombre luego de cometer el delito. Tras quedar libre, la joven pudo contactarse con su familia y así ser traslada al hospital Álvarez, donde recibió la atención médica necesaria, según informó el portal Precinto56.
Las autoridades realizan una intensa búsqueda del violador que hasta el momento se encuentra en libertad. Se revisarán las cámaras dispuestas en la zona por el Gobierno de la Ciudad para detectar las características del hombre y del vehículo.