Policiales
Miércoles 24 de Agosto de 2016

Tres imputados por la explosión de la panadería Colella

El fiscal le atribuyó "estrago culposo agravado por muerte" al dueño, al propietario y a la encargada del local

A casi dos meses de cumplirse un año de la explosión de la sucursal de la panadería Colella que causó la muerte de Antonella Olmedo, de 21 años, el fiscal que investiga el caso, Andrés Marchi, imputó este miércoles en Fiscalía a tres personas involucradas en el hecho: el propietario del local de Juan José Paso y 4 de Enero, el titular de la firma y la encargada de coordinar el personal. El funcionario judicial les atribuyó el delito de "estrago culposo agravado por muerte".

A su vez, en la mañana de este miércoles, seguirá la ronda de imputaciones para las otras dos personas involucradas en el hecho: los propietarios del local lindero a donde sucedió la explosión que causó la muerte de Olmedo.

Quieren dejar un precedente

"Nosotros sabemos que la pena para este tipo de causa es de cinco años y que no hay precedente, por lo tanto vamos hacer historia con esto", dijo a Diario UNO, Jorge Olmedo, el tío de la joven fallecida, el cual en la jornada de este miércoles se concentró en la Fiscalía del Ministerio Público de la Acusación para reclamar justicia. "No puede ser que siga habiendo trabajadores bajo estas condiciones laborales", agregó.

Embed

Según Olmedo, la situación laboral en la que se encontraba su sobrina era pésima. "Psicológicamente era maltratada por la encargada del local", destacó. En tanto, reiteró que la principal responsable de la explosión de la sucursal panaderil es quien se encargaba de controlar al personal. "Es la principal culpable de la muerte de mi sobrina –dijo–. Esta mujer tenía denuncia de todas las empleadas sobre lo que pasaba en el local y jamás le prestó la más mínima atención", remarcó.

Por último, al ser consultado por cómo se encuentra la familia a casi un año de la muerte de Antonella, su tío detalló que el golpe emocional fue tan fuerte que la abuela de la joven enfermó y en diciembre del año pasado también falleció. "A causa de la tristeza perdimos a mi mamá, una persona que no tenía problemas de salud antes de que pase lo de Anto", admitió Olmedo.

Con mayor responsabilidad

En la audiencia realizada este miércoles en Fiscalía, el fiscal Marchi imputó al titular de la panadería Colella, Nicolás C., tras estar considerado como responsable de no garantizar las condiciones de seguridad pertinentes para Antonella Olmedo. Otro de los imputados fue Martín W., el propietario del local, ya que el mismo habría entregado un local comercial en comodato sin la instalación de gas colocada de manera regular. Por último, el fiscal le atribuyó el delito a Nadia S., alias "Nacha", la cual se desempeñaba como la encargada de las panaderías de la firma.
Embed

Este jueves cierran

Este jueves, el funcionario del MPA también imputará a los dos propietarios del local lindero donde sucedió la explosión. Dicha acusación surgió a partir de que la querella de la familia sindique a los mismos de tener responsabilidad en la instalación de gas.

Un caso que sacudió

La explosión a la sucursal de la panadería Colella de J. J. Paso y 4 de Enero ocurrió en la noche del 13 de septiembre. Antonella Olmedo se encontraba trabajando y cuando fue a conectar una heladera con productos se produjo un cortocircuito que generó una fuerte explosión a raíz del gas acumulado por una fuga nunca arreglada en la cañería.

La expansión del fuego fue tan fuerte que la joven de 21 años voló unos cinco metros del local y terminó en la calle. En consecuencia, debió ser trasladada al hospital José María Cullen, donde se constató que tenía el 70 por ciento del cuerpo quemado. Allí permaneció internada hasta el 15 de octubre, día en el cual su cuerpo no aguantó más y falleció.