Política
Sábado 15 de Agosto de 2015

Scioli: "Mientras haya un evacuado vamos a seguir trabajando"

El gobernador supervisó en la castigada Salto el operativo de asistencia a los damnificados y dijo que la prioridad es que la gente recupere lo perdido

El gobernador bonaerense, Daniel Scioli, visitó ayer la localidad de Salto, una de las zonas más afectadas por las inundaciones, para transmitirles "tranquilidad" a los vecinos porque —dijo— "tenemos actuando a todo el Comité de Emergencia provincial y nacional, y ahora la prioridad es la vuelta a casa y que la gente recupere lo que ha perdido".

Al supervisar, en Salto, el operativo de asistencia a los damnificados afectados por el temporal, el candidato presidencial del Frente para la Victoria, sostuvo que existieron obras para prevenir este tipo de situaciones en los últimos años, y aseguró que de no haberse realizado, la situación sería "mucho más crítica".

"De todas formas —siguió—, mientras haya un evacuado vamos a seguir trabajando" e indicó que la prioridad de su gestión es "que la gente se sienta contenida".

"Estamos abocados a la organización de la vuelta a casa de las familias y a la cuestión sanitaria", insistió el gobernador, tras remarcar que "si no se hubiesen realizado obras, estaríamos hablando de una situación mucho más dramática y distinta".

Acompañado por el ministro de Desarrollo Social, Eduardo Aparicio, Scioli aseguró que "vamos a estar con cada vecino, cada familia, escuchando su situación particular y dando una respuesta integral, al recorrer los centros de evacuados del municipio de Salto.

"Tengan la tranquilidad de que les vamos a reponer lo perdido", sostuvo al conversar con familiares damnificados, donde precisó además que "estamos haciendo un relevamiento de toda la cuenca del Luján, Areco, Salto y en primer lugar, de acuerdo a lo previsto el agua está descendiendo".

"Tenemos una amplia diversidad de recursos y de asistencias de todo tipo, que vamos a ir dando" a los afectados, dijo el gobernador junto al secretario de Seguridad de la Nación, Sergio Berni, y al intendente Oscar Brasca, tras recordar "las medidas anunciadas a nivel nacional, como el aumento en pensiones, jubilaciones, en la Asignación Universal por Hijo, a los jóvenes a través del Programa Progresar, y en la provincia con subsidios directos y la exención de impuestos".

Fenómeno mundial. Después de visitar el cuartel de bomberos local y dialogar con vecinos, el gobernador manifestó que la situación meteorológica obedece a "una realidad mundial, que tiene consecuencias, como estos fuertes temporales, a veces sequías".

En este marco, Scioli agradeció "muy especialmente a los bomberos la tarea que han llevado adelante con esa solidaridad que los caracteriza, conjuntamente con la ciudadanía a través de distintas organizaciones que han contribuido en esta primer etapa a palear las consecuencias de este temporal".

Antes de la recorrida de Scioli, el pasado jueves se habían acercado a Salto el jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, y el secretario General de la Presidencia, Eduardo Wado De Pedro.

En el partido ubicado en el norte de la provincia, las inundaciones dejaron un saldo de 680 evacuados y unos 5 mil afectados, según había indicado el jefe comunal, Oscar Brasca, el pasado jueves.

Polémico nombramiento

Delfina Rossi defendió su cargo en el Nación

La directora del Banco Nación, Delfina Rossi, hija del ministro de Defensa, Agustín Rossi, defendió ayer su designación en esa entidad al asegurar que el cargo que ocupa "no pasa por una cuestión bancaria, sino en tener capacidad política". Además, fustigó a Mauricio Macri al advertir que le "da miedo" y le "preocupa" la propuesta del candidato presidencial de Cambiemos de que "todo lo maneje el mercado".

En medio de las denuncias de "nepotismo" que le lanzaron diversos sectores por su designación por decreto como directora en esa entidad bancaria pública, la joven profesional, de 26 años, insistió en defender su nombramiento y, de paso, criticó al jefe de Gobierno porteño y líder del PRO.

"El cargo no pasa por una cuestión bancaria, sino en tener la capacidad política y la inteligencia de leer cuáles son las necesidades argentinas, de la gente, de nuestra industria, para que el banco contribuya a un crecimiento con inclusión, que es lo que viene haciendo el gobierno en los últimos 10 años", expresó la economista.

En declaraciones radiales, Rossi resaltó su militancia y su apoyo al gobierno nacional, y consideró que el desarrollo del país no pasa por un nombre sino que "es una construcción colectiva".

"Yo vengo a aportar desde mi experiencia, y también desde mi lugar de mujer joven, profesional, y del interior, soy de Santa Fe; soy una rosarina que siempre he estado en mi provincia", resaltó.

Rossi aclaró además que su puesto no implica autonomía, sino que comparte "con los otros directores del banco, el presidente, los vicepresidentes, los gerentes, un conjunto de decisiones".

Como respaldo a su designación, la licenciada en Economía recordó que fue asesora durante tres años en el Parlamento Europeo, y que milita desde su llegada a España, en 2002, en la Juventud Verde, un movimiento de izquierda que tomó protagonismo con el avance de la crisis en ese país.

María Delfina Rossi fue designada el pasado martes como directora del Banco Nación, la más joven de la historia, y su nombramiento provocó fuertes críticas al gobierno.

 

Críticas a Macri.EN_SPACEAdemás de defender su incorporación a la entidad bancaria nacional, Rossi cuestionó la posición ideológica del candidato presidencial del frente Cambiemos: "Me da miedo, porque parece que Mauricio Macri quiere que todo lo maneje el mercado, no solamente el dólar". Fue un día después de que el aspirante presidencial afirmara que, de llegar al Ejecutivo nacional, eliminará el cepo y el mercado "va a fijar" el tipo de cambio.

"Me preocupa una opción política que deja de lado la voluntad popular para escuchar exclusivamente lo que votan los mercados, que son unas pocas corporaciones con mucho poder y pocos intereses para la mayoría", consideró Rossi.

Finalmente, propuso: "Si él quiere que voten solamente los mercados, que lo diga y que la gente pueda decidir en las elecciones a quién va a votar: si a los mercados o a la voluntad popular o de la mayoría".