santafe
Martes 03 de Mayo de 2016

Por los aumentos, taxistas discuten una nueva tarifa

La última actualización fue en diciembre pasado. Sin embargo, las subas en las naftas y en el GNC despiertan el reclamo nuevamente. 

“Los aumentos que se produjeron son una barbaridad”, dijo Francisco Aiello, representante de los taxistas. Los incrementos registrados en los últimos meses, fundamentalmente en el precio de los combustibles, provocó que los taxistas soliciten una nueva actualización en el costo de los pasajes. El último reajuste se produjo en diciembre pasado. A cinco meses de aquella nueva tarifa, y preocupados por la escalada en los costos, el sector vuelve a pedir un nuevo aumento.
Por estos días, los empresarios están manteniendo reuniones con funcionarios municipales para acordar un nuevo valor en el precio de los pasajes. Los taxistas son optimistas y piensan que en el transcurso de esta semana o la próxima se pueda arribar a un acuerdo.
Para regular el precio del pasaje en este tipo de transporte se utiliza como referencia el valor del precio de la nafta súper. Conscientes del escenario actual, los taxistas sostienen que sería contraproducente un aumento similar al de los combustibles (30 por ciento en los líquidos y alrededor del 55 por ciento en el GNC).
Además, aseguran que el objetivo es mantener las fuentes de trabajo pero que la meta en el actual contexto es no descapitalizarse.
En diálogo con Diario UNO, el presidente de la Sociedad de Taximetristas Unidos de Santa Fe, Francisco Aiello, afirmó: “Estamos con una preocupación importante por los aumentos que sufrió el sector. Ya estuvimos conversando con el Ejecutivo para plantearle la situación. Ellos entendieron  y estamos trabajando en eso”. En este punto, esperan reunirse con funcionarios municipales para acordar los nuevos valores.
“Aumentó mucho el combustible, sobre todo el GNC. Los aumentos que se produjeron sobre todo de noviembre a esta parte es una barbaridad”, describió.
Consultado sobre el incremento que solicitarán, Aiello sostuvo: “Nosotros no vamos a ir por un porcentaje de aumento en relación a todos los incrementos porque sino la gente no subiría al taxi. Todavía estamos evaluando la cifra y nos vamos a estar reuniendo en la Municipalidad en estos días para avanzar en la actualización tarifaria”.
En relación al momento en que se encuentra esta parte del servicio de transporte público de pasajeros,  el presidente de la Sociedad de Taximetristas Unidos, apuntó: “Todo el mundo está tratando de mantener las fuentes de trabajo pero no hay que descapitalizarse y trabajar a pérdida. Hoy por hoy el sector está sintiendo la situación, no somos la excepción de la regla”. 
Además, Aiello recordó los intensos días de lluvias que sufrió la ciudad y que golpeó a muchas actividades. “No te olvides que nosotros aparte de las medidas nacionales estamos sufriendo el fenómeno hídrico que nos perjudicó también. Entonces hay gente que no sale, que no puede salir, no podemos entrar. No estamos sintiendo un descenso importante pero vemos que bajó un poco. Pero bueno, es un escenario similar en todos los sectores”. 

Costos y tarifas 
La tarifa del servicio de taxis utiliza como referencia el valor de la nafta súper. La última actualización se produjo en diciembre del año pasado. A pesar de los pocos meses, los taxista de la ciudad vuelven a la carga y piden por la actualización de la tarifa debido a los incrementos registrados. En ese sentido, en nuestro país hubo incrementos que alcanzaron el 30 por ciento en el caso de las naftas.
Más allá de la utilización del precio de la nafta súper como variable de ajuste, los taxistas en su gran mayoría utilizan como combustible el GNC. En ese sentido, el precio del gas aumentó en promedio un 55 por ciento. 
En la actualidad, la “bajada de bandera” tiene un costo de $14,90 y la ficha, cada 130 metros, cuesta $1,24. En cambio, por la noche el precio sube a $16,40 y $1,36, respectivamente.

Comentarios