Santa Fe
Martes 27 de Septiembre de 2016

En 2017 se dará inicio a la segunda etapa del Acueducto Santa Marta

Se lo comunicó Assa a los vecinos del noroeste. Mientras tanto, la empresa avanzará en la ampliación de la planta potabilizadora para dotar de mejor servicio a los que viven en esa zona

Desde hace mucho tiempo los vecinos que viven en el noroeste de la ciudad reclaman por la falta de presión en la red de agua y otros exigen directamente poder conectarse al servicio. En 2014 se licitó y comenzó una obra para abastecer a un sector de la ciudad, se trata del acueducto Santa Marta. Concluyó la primera parte, pero los que viven en esa zona se siguen preguntando cuánto tiempo más tendrán que esperar para tener un suministro como corresponde.

Con este interrogante llegaron los presidentes de cinco vecinales del noroeste de la ciudad hasta las dependencias de Aguas Santafesinas S. A. Los representantes de Juventud del Norte, Juana Azurduy (barrio Acería), Scarafía, Loyola y Santa Marta fueron recibidos por el vicepresidente del directorio de la empresa, Darío Boscarol. En el encuentro, les anunciaron que en 2017 se comenzará la segunda etapa del Acueducto Santa Marta, obra que ya está presupuestada por 7.200.000 pesos; y al mismo tiempo, les comunicaron que avanzan en la búsqueda de financiamiento para concretar la ampliación de la planta potabilizadora, proyecto indispensable para poder abastecer a toda la ciudad.

"Los vecinos vinieron a conocer cuál era la situación porque se acordó entre el municipio y la provincia avanzar en este proyecto. Les informamos que está previsto en el presupuesto de la empresa (Assa) de 2017 avanzar sobre la segunda etapa del acueducto Santa Marta con una inversión prevista de 7.200.000 pesos", contó a Diario UNO, Darío Boscarol de Assa.

En esta línea, el vicepresidente dijo: "Además se les informó que hay voluntad del municipio y de provincia de extender la red de agua potable al 100 por ciento de la ciudad, es decir llegar a una cobertura total. Pero en cualquiera de los dos casos necesitamos avanzar rápidamente en la ampliación de la planta de tratamiento de agua potable para Santa Fe". Se trata de una ampliación cuyo proyecto ya está terminado y se encuentra en la Nación, presentado por la provincia y "ahora estamos esperando el financiamiento nacional o internacional para este proyecto que es imprescindible", agregó.

En definitiva el representante de Assa aseguró que "para poder dar respuesta a los vecinos y que el suministro sea el correcto, primero se debe ampliar la planta potabilizadora". Al dar detalles de esta obra dijo: "Es un segundo módulo que replica la actual planta, es más moderna, comprimida, con nueva tecnología pero con el mismo sistema porque hoy la planta está trabajando al 110 por ciento de su capacidad, es decir está trabajando ahogada en función de que no tiene más capacidad de producir agua potable, por lo cual podemos generar más acueductos y dar más redes pero si no tenemos más agua estamos en problemas".

Según explicaron desde Assa, para esta ampliación se va a aprovechar el espacio vacante que dispone el actual emplazamiento de la planta potabilizadora de barrio Candioti. Incrementará la capacidad de potabilización un 75 por ciento, que se sumará a la capacidad actual. Todo el proyecto tiene un horizonte para acompañar el crecimiento urbano de la ciudad a 25 años.

"El proyecto integral demandaría unos 1.000 millones de pesos: unos 600 millones de pesos para la planta en sí misma, 200 millones de pesos para la nueva toma y el resto para los acueductos del norte de la ciudad. Esto es lo que necesita financiamiento porque es un gran volumen de inversión", agregó al respecto Darío Boscarol.

Avanzar en los proyectos
En relación al proyecto del acueducto Santa Marta, el vicepresidente del directorio de Assa contó que se trata de tres etapas. Hasta el momento se hizo la primera que va por Millán Medina, a 120 metros al este de avenida Blas Parera, donde se empalma con la cañería de 700 milímetros de diámetro del Acueducto Noroeste. Atraviesa perpendicularmente dicha avenida para continuar por calle Padre Genesio; la segunda parte llega hasta Camino Viejo a Esperanza y se completa por esta calle hasta el Parque Industrial Los Polígonos. "El acueducto se hizo en la primera etapa en un sector del barrio y ahora el segundo tramo es imprescindible para llevar agua al norte de la ciudad, pero eso sucederá cuando esté la ampliación de la planta en funcionamiento", agregó Boscarol.

Vecinos atentos
Los vecinos llegaron hasta Assa con la duda sobre por qué aún no tienen el servicio como corresponde cuando ya se terminó la primera etapa. Entonces se fueron desde la empresa con la respuesta de que es indispensable la ampliación de la planta. "Se hizo la primera etapa pero seguimos sin tener agua como corresponde. Hay vecinos que tienen el agua potable pero al no tener presión son los que más sufren, pero otros tiene el servicio de perforación pero no es potable por eso exigimos que se haga esta planta. Ahora se viene la temporada de calor y es indispensable esta obra", dijo a Diario UNO, Juan Carlos Arolfo, presidente de la Asociación Vecinal Santa Marta.

En esta línea agregó: "La primera etapa fue la conexión de las cañerías pero los vecinos de Scarafía y Juventud no tienen presión. Tenemos que tener una planta potabilizadora y para eso nos dijeron que se va a demorar un tiempo. Mientras tanto se seguirá el año que viene con la obra para completar el acueducto". Este vecinalista dijo: "La charla fue muy fructífera, el ingeniero Boscarol y otros funcionarios de Assa nos dieron las explicaciones que nunca antes no habían dado y no le podíamos dar detalles a los vecinos porque no los conocíamos".

De todas maneras, y para ejercer un poco de presión ante el gobierno provincial y nacional, desde las instituciones del noroeste juntarán firmas y les presentarán la inquietud a los legisladores de Santa Fe, pero sobre todo al senador por el departamento La Capital, Emilio Jatón. "Vamos a presentar un documento con las firmas de todos los vecinos de las distintas vecinales para que conozca la situación, y nos apoye a la hora de buscar financiamiento para completar lo que falta de este proyecto. Es una obra muy costosa porque es como que hay que hacer una planta parecida a la que está y serviría para abastecer al noroeste de la ciudad", finalizó Arolfo.