Santa Fe
Sábado 24 de Septiembre de 2016

Rechazan críticas a la reforma penal y defienden los plazos de detención

El impulsor del texto, el senador Lisandro Enrico, aclaró que los cambios están en sintonía con el Código nacional y buscan el fin de la impunidad. Y se avecina otra polémica: por ley, las causas por narcomenudeo pasarían a la Justicia provincial.

El impulsor de la reforma al Código Procesal Penal de Santa Fe, el senador Lisandro Enrico salió al cruce de las críticas por el mayor poder que se le concede a los fiscales para combatir el delito. "El texto que tuvo media sanción está en sintonía con los plazos de detención que fijó el Código nacional y varias provincias", resaltó. Luego aclaró que los detenidos serán puestos a disposición de los jueces antes de las 24 horas. "Lo que se extendió a 72 horas prorrogables por 24 es el plazo de detención antes de la audiencia imputativa". Y remarcó que la propuesta "busca darle una respuesta a la sociedad que pide justicia, seguridad y fin de la impunidad.
La media sanción que le otorgó el Senado a la reforma del Código Procesal Penal provincial desató una ola de críticas. Las principales objeciones fueron a la ampliación de los plazos para la detención de sospechosos de haber cometido un delito y el procedimiento para efectuar allanamientos.
Enrico, representante del departamento General López, aclaró que "hasta ahora y en adelante, si es que Diputados convierte en ley la propuesta, el detenido siempre es puesto a disposición del juez antes de las 24 horas".
Al respecto mencionó que el artículo 217 del Código, que no fue reformulado establece: "La orden de detención que emanara del fiscal será escrita y contendrá los datos indispensables para una correcta individualización del imputado (...). Además se dejará constancia del juez a cuya disposición deberá ponerse al imputado una vez detenido, lo que deberá ocurrir dentro de las 24 horas de operada la medida".
En ese sentido, el legislador radical refutó las objeciones de juristas y operadores del Poder Judicial que señalaron que el texto sancionado violaba el artículo 9º de la Constitución provincial.
"Lo que se hizo, con amplio consenso político y judicial es extender el plazo de detención (previo a la audiencia imputativa) llevándolo al mismo que tiene la Nación en su código federal y otras provincias como Córdoba, a 72 horas prorrogables por 24, pero siempre con conocimiento del juez porque así lo dispone la Constitución".
El senador de la UCR destacó que el proyecto aprobado en la última sesión de la Cámara alta "contiene una clara decisión política del gobierno provincial y de los legisladores que acompañamos para cambiar las reglas procesales, dar más herramientas a fiscales y jueces para que haya menos inseguridad, más justicia y el fin de la impunidad en Santa Fe".
"En los últimos tiempos hubo numerosos casos de personas que cometieron delitos de alto impacto y no debían estar en libertad. La sociedad está pidiendo un cambio y es nuestra obligación escucharla".
Enrico negó ser partidario de leyes de mano dura "que en realidad son mero marketing discursivo. Pero tampoco soy partidario del abolicionismo que descreen del valor de la sanción penal a quien delinque".
Consultado sobre eventuales impugnaciones judiciales a la norma que impulsó, Enrico respondió: "Es muy probable que haya planteos de inconstitucionalidad al proyecto que aprobamos. Pero en todo caso –siguió– serán los jueces, camaristas y miembros de la Corte Suprema quienes definirán si la norma es constitucional".