Viernes 28.11.2014

Nubosidad variable

Min.: 20% | Máx.: 32 °C

Santa Fe Lunes, 06 de agosto de 2012 | 10:07

El Ejecutivo provincial tomará deuda para ejecutar grandes obras públicas

Este martes, a las 11, el gobernador Antonio Bonfatti presentará en la Casa Gris el proyecto de ley que enviará a la Legislatura donde pide autorización para conseguir unos 400 millones de dólares.

Antes del receso invernal, cuando los senadores provinciales todavía trabajaban en un dictamen único para darle media sanción a la reforma tributaria, fue el propio gobernador el que confirmó la confección de la iniciativa. Ahora, mientras la Cámara de Diputados empieza el derrotero que impone discutir la readecuación impositiva, el Ejecutivo avanzará con su idea.


En ese sentido, si bien el gobierno fue muy celoso en adelantar los principales rasgos que tendrá el proyecto, una calificada fuente informó a Diario UNO que el texto en cuestión será remitido a la Cámara alta. Allí, los legisladores del Frente Progresista ya habían amagado con presentar una iniciativa similar, pero luego optaron por no hacerlo para evitar mezclar esa discusión con la modificación tributaria que finalmente salió aprobada en la madrugada del 13 julio pasado.


Fue en esos días, de intensa negociación política con los senadores del PJ, que Bonfatti manifestó: “Además de la reforma tributaria, vamos a enviar un pedido de endeudamiento para obras de infraestructura de gran envergadura que acordaremos entre el oficialismo y la oposición. No son obras caprichosas; son obras necesarias para hacer valer derechos impostergables. Estas obras rondarían una inversión de 400 millones de dólares”.


Conocida la fuerte apuesta política en la que se embarcará la administración de Antonio Bonfatti, algunos dirigentes del FPCyS –que pidieron reserva de nombre– resaltaron la iniciativa pero optaron por no abrir juicio de valor hasta tanto ver el proyecto definitivo que se propondrá a la Legislatura, donde el justicialismo tiene mayoría en ambas cámaras. En ese contexto, la llave que abrirá cualquier tipo de acuerdo la tiene la oposición.


De todas maneras, desde el oficialismo se coincidió en que tomar créditos de largo plazo (podría ser a 20 o 30 años) para infraestructura servirá para morigerar las dificultades actuales de financiamiento para grandes obras públicas y, además, prorratear su devolución en varias gestiones. A su vez, remarcaron que ya existen antecedentes políticos de este tipo de operatorias en la provincia de Santa Fe.


Por ejemplo, no son pocos los legisladores del FPCyS que recuerdan “muy bien” que en 2006, durante el último gobierno de Jorge Obeid, la Legislatura votó la Ley Nº 12.668 de creación del Sistema de Grandes Acueductos y también se autorizó al Estado santafesino a endeudarse en 400 millones de dólares con préstamos internacionales para poder construirlos. El plan se cayó porque la gestión de Hermes Binner lo consideró inaplicable, desde lo técnico (por el entramado constructivo que se planteaba y los materiales a utilizar) y también desde lo económico (por lo montos previstos en las licitaciones oficiales).


Otro argumento es que un préstamo por 400 millones de dólares (la cotización oficial está en los 4,65 pesos por dólar) para obras públicas estaría dentro del límite constitucional, ya que el artículo 55 inciso 12 de la Carta Magna de Santa Fe establece que “el servicio de la totalidad de las deudas provenientes de empréstitos no puede comprometer más de la cuarta parte de la renta provincial”. No obstante, la ley de Responsabilidad Fiscal obliga al Estado santafesino que el servicio de la deuda no supere el 15 por ciento.

Dejanos tu comentario