santafe
Viernes 27 de Mayo de 2016

Cambia de recorrido la Línea 10 de colectivo luego de sufrir dos asaltos

En las últimas horas se produjeron dos ataques delictivos en ese barrio. En ambas oportunidades, los delincuentes subieron con armas de fuego y asaltaron a los choferes y a los pasajeros. La Policía reforzará el patrullaje

En las últimas horas, dos colectivos de la línea 10 fueron blanco de delincuentes en el barrio Guadalupe Oeste de la ciudad de Santa Fe. Los robos tuvieron una diferencia de 9 horas y tan solo cuatro cuadras de distancia entre sí. La situación preocupa a los choferes de esta línea y advierten que “evitarán” el recorrido en el lugar. 
El primer episodio ocurrió el jueves por la noche, después de las 21. Dos muchachos subieron al colectivo en la esquina de Regimiento 12 de Infantería y Marcial Candioti, pero ni bien estuvieron arriba sacaron sus armas de fuego, apuntaron al colectivero y a los tres pasajeros que viajaban en ese horario. Les robaron objetos personales y luego los ladrones huyeron con rumbo desconocido, internándose por las calles de barrio Guadalupe Oeste. 
El segundo robo se produjo minutos antes de las 6 de viernes, a tan solo cuatro cuadras del primero. Una vez más, la escena se repitió. Delincuentes subieron armados al colectivo de la línea 10 en Regimiento 12 de Infantería y Mitre y asaltaron al chofer y a los pasajeros. 
Ambos hechos delictivos fueron denunciados al 911 y actuó personal de la Comisaría 8ª de Guadalupe, que iniciaron un patrullaje para dar con la yunta de delincuentes, pero no lograron detenerlos. 
Al respecto, Gabriel Coria, delegado de los trabajadores de la línea 10, manifestó su preocupación: “Hace bastante que no nos pasaba algo así; desde el año pasado. El problema es que en esta zona hay poca luz y por la época del año y durante la noche o la madrugada hay pocos pasajeros”, agregó. 
En este sentido, el delegado indicó que “evitarán el lugar hasta que no tengamos más seguridad”. Por su parte, desde el gremio de la Unión Tranviaria Automotor (UTA), que nuclea a los choferes de colectivos, confirmaron a Diario UNO que la policía se comprometió a realizar recorridos nocturnos en la zona y de esta manera estarían dadas las garantías para que se realice el recorrido habitual de la línea 10 por el barrio.
Si bien no es la primera vez que, por hechos de inseguridad, los conductores evitan sectores peligrosos para preservar su integridad y la de los pasajeros; lo cierto es que desde el punto de vista legal, ninguna empresa puede modificar su recorrido sin autorización municipal.