santafe
Jueves 27 de Agosto de 2015

De Olazábal dijo que el nuevo sistema Penal "no es un fracaso" por tener solo 26 juicios realizados

El Fiscal General destacó que desde el inicio del nuevo Sistema Procesal Penal “se ha mejorado muchísimo”.  “En el viejo sistema no había nunca una sentencia antes de los dos años”, recordó. Solicitó la creación de cargos para formar equipos interdisciplinarios en las fiscalías. Criticó a la Policía. 

El Fiscal General del Ministerio Público de la Acusación, Julio de Olazábal presentó hoy en la Legislatura de la Provincia su Informe de Gestión. El documento, dado a conocer en la Cámara de Diputados, detalla lo actuado desde el 10 de febrero de 2014, fecha en la que entró en vigencia el nuevo sistema procesal penal santafesino. Asimismo reiteró la necesidad de avanzar en la cobertura de cargos vacantes, de contar con las modificaciones procesales propuestas y de crear fiscalías especiales para investigar la corrupción policial.
Del informe se desprende que hasta junio de este año se iniciaron en la Provincia de Santa Fe 270.716 legajos por investigación, se realizaron 19.727 audiencias, los fiscales solicitaron 5.770 órdenes de allanamiento y se dictaron 7.781 resoluciones judiciales aplicando alguna medida cautelar. 
Al respecto el Fiscal General destacó la “carga considerable de trabajo" que estas acciones implican para el ministerio, considerando que "en la actualidad existen 101 fiscales en toda la provincia (entre los titulares y los adjuntos)" y "se crearon 2.680 legajos por cada fiscal”.
El funcionario indicó que "en la provincia, con el nuevo sistema penal, se esclarece entre el 47 y 48% de las causas", aclarando que las causas esclarecidas corresponden a las que han tenido alguna determinación imputativa, lo que no implica una resolución. Sobre este números indicó que "hay que mejorarlo, pero no es malo"; y agregó que "no solamente esclareciendo los hechos de delincuencia común, sino que queremos modificar esto para atrapar otros hechos que antes no eran juzgados habitualmente, como los cometidos por policías, o los de denominados «guantes blancos» que es la criminalidad económica, donde ya tenemos algunos datos". 
Nueva forma de medir resultados
Respecto de las causas resueltas, donde el porcentaje sería menor (alcanzando un 26%), Olazábal explicó que en este nuevo sistema no se puede medir logros sólo cuantitativamente y volvió a resaltar que “se ha mejorado muchísimo”. 
"Muchas veces la gente ve y dice «hubo sólo 26 juicios realizados en 18 meses, el sistema es un fracaso», y no es así; lo están midiendo equivocadamente. Todos los casos que exponemos tuvieron respuesta por parte de la fiscalía. Y muchos casos han tenido respuesta de corte condenatorio”, sostuvo. En este punto agregó que "en un sistema como este no se puede medir en puntos de eficacia mirando solamente los juicios que se han llevado acabo". Y ejemplificó: "Internacionalmente el número de juicios que se hacen es muy bajo. En Norteamérica, se lleva a juicio completo el 1,5% de los casos que ingresan a la fiscalía, porque al resto se les da solución por otras vías más sencillas. Eso es lo que va ocurriendo poco a poco acá". 
El Fiscal siguió aclarando: "Antes se medía la actividad de un Juez, solamente por cuántas sentencias había dictado. Ahora hay que ver cuántas resoluciones se han dado y el numero es muchísimo más elevado. Si uno computa los otros casos son muchísimos más lo que se han resueltos por otros medios. Y entre estos hay resueltos en juicios abreviados, porque se les aplicó la conciliación o porque se les dio una suspensión del juicio a prueba". Volviendo con comparaciones, recordó: “En el viejo sistema no había nunca una sentencia antes de los dos años”.
Entre los puntos que contemplan las respuestas formales que dio el MPA en materia de persecución penal, se encuentra la categoría de "cerrados por desestimación", en la que indican un total de 59.812 causas de las ingresadas entre 2014 y 2015 (que fueron 270.716) siendo un número relevante que también sorprendió a los Legisladores. Al respecto, Olazábal explicó a este medio: "Son hechos donde no se hizo investigación. Pero, ¿por qué?: primero puede ser que el fiscal del caso lo haya considerado poco pertinente, puede haber sido porque el hecho no configuraba delito o que las víctimas no tenían interés en llevarlo adelante". 
Delitos sin autor y crítica
Entre las investigaciones iniciadas en el MPA, se identifica un gran porcentaje de casos sin autores: en 2014 fueron 62.384 (37,1% del total) y 44.917 en 2015 (43,7% del total). De esta manera, el titular de la cartera provincial en relación a la nueva justicia penal indicó que “aproximadamente en seis de cada 10 delitos que tuvieron lugar en la provincia, no se cuenta con información que permita imputar a una persona y formalizar la persecución penal”. 
Si bien precisó que “en estos casos se llevan adelante, en conjunto con la policía, acciones para determinar la identidad del presunto autor y se recolectan datos”, en diálogo con Diario UNO sentenció: “Acá nos está fallando la Policía porque es la que hasta el día de hoy, que nosotros no tenemos investigadores autónomos, realizan las investigaciones. Para esto, apunto a la importancia de la Policía de Investigaciones y el Organismo de investigaciones”, sentenció.
Más casos, pocos fiscales
“Estamos ante un promedio de inicio de 517 investigaciones diarias durante el año 2014, y de 567 durante 2015. Estos números muestran que entre el año pasado y lo que va de este, se produjo una suba de 10% en el volumen de casos”, señaló el Fiscal General. No obstante dijo que “este aumento del porcentaje no necesariamente indica un incremento en la cantidad de delitos ocurridos en la provincia, pero sí constituye un reflejo preciso de la mayor cantidad de intervenciones realizadas desde el MPA” 
En relación a la cantidad de fiscales en funciones, Olazábal reiteró la necesidad de “avanzar en la cobertura de cargos vacantes de fiscales, funcionarios y empleados; alentar el dictado de una ley de suplencias para los casos no previstos en la ley 13.013; y concretar los proyectos de ley de equiparación salarial de los fiscales del viejo sistema con los del nuevo, y de los fiscales adjuntos con los fiscales titulares, atendiendo a las funciones que cumplen”. Además, dijo que “es imperioso contar con las modificaciones procesales propuestas (que cuentan con media sanción del Senado); con el programa de protección y acompañamiento de víctimas y testigos; y con los cargos necesarios para concretar la Unidad Fiscal Especial para investigar la Corrupción Policial”.
La Ley 13.013 prevé que la persecución penal sea realizada por 46 fiscales titulares y 98 fiscales adjuntos. Sin embargo, y según confirmó el funcionario, en la actualidad el MPA cuenta con 41 fiscales titulares (cinco menos de lo previsto) y 60 fiscales adjuntos (38 menos de lo previsto). "En este sentido, la situación de la Fiscalía Regional de la Primera Circunscripción es preocupante. Cuenta sólo con 10 fiscales titulares (de los 12 previstos en la ley) y cinco fiscales adjuntos (de los 26 previstos en la norma)”, valoró.
Cabe destacar que el nuevo sistema de justicia penal de la provincia, a diferencia del anterior, impide la delegación de funciones de los fiscales, es decir que deben estar efectivamente presentes, porque sino los actor no se llevan adelante. ​
Equipos interdisciplinarios
Tras el encuentro con los legisladores, Olazábal volvió a reclamar el nombramiento de cargos para fiscales, y sumó al pedido 18 nuevos cargos en toda la provincia destinado a especialistas de diferentes disciplinas a fin de lograr, desde las fiscalías, un abordaje interdisciplinario de las causas, lo cual no fue considerado en el nuevo sistema penal.
"Los fiscales actuales ya no dan más a abasto y necesitan equipos de gente, no solamente de abogados, sino equipos interdisciplinarios. Este es un déficit normativo, porque la ley no lo concibió, pero nosotros en la práctica lo hemos visto necesario. Necesitamos especialistas (psicólogos, asistentes sociales, accidentólogos) para seguir mejorando. Porque en algún caso, donde se necesitaría un conocimiento especial y no se lo tiene, no se acelera la investigación en este sentido", dijo. 
Por su parte, los legisladores solicitaron al Fiscal General mayores precisiones de algunos puntos y la creación de fiscalías relativas al medio ambiente y seguir incrementando la protección de mujeres por le maltrato y violencia de género.
Homicidios
Olazábal también se refirió a los delitos que más preocupación pública generan. En relación a los homicidios, el MPA investigó en toda la provincia 390 homicidios consumados entre el 10 de febrero y el 31 de diciembre de 2014; mientras que entre el 1 de enero y el 31 de julio de 2015, tuvieron lugar 253 homicidios en toda la provincia”, explicó el Fiscal General. Y profundizó: “Del total de homicidios, casi el 90% se producen en los departamentos Rosario y La Capital. Por ello es que se conformó una Mesa Interinstitucional en la que se articula con los ministerios de Seguridad y de Salud, y con las municipalidades de Santa Fe y Rosario”. 
Por último, manifestó: “Del total de homicidios, en el 48% en el departamento La Capital y en el 47% en el departamento Rosario, se ha tomado al menos una audiencia imputativa o se libró una orden de detención”.
Reclamo de seguridad y condenas
El Fiscal General también reflexionó sobre los reclamos al nuevo sistema y al funcionamiento del MPA, y aclaró que no es de su competencia, en forma directa, la seguridad: "Cuando yo veo personas que reclaman por mayor celeridad y mayor condenas, yo los entiendo absolutamente. Creo que a todos nos gustaría encontrar una forma de enjuiciamiento que sea rapidísima; de la misma manera que a mí y a todos ustedes nos gustaría que no hubiera una víctima más del delito y de la injusticia. De esta manera tenemos que luchar por eso, pero sin salirnos de la constitución. No se trata acá de hacer cualquier cosa", consideró.
El Fiscal comentó que "en el Ministerio llueven planteos en relación a seguridad y reclamos para que nosotros asumamos el problema y lamentablemente es un tema al que nosotros personalmente no podemos dar respuesta. Porque si bien, y como se dice desde la teoría del Derecho penal, se puede contribuir en algo a la seguridad a través de la condena de los delincuentes, suponiendo que con eso podría bajar el índice delictivo; es algo extraordinariamente difícil de comprobar a través de la historia de la humanidad. 
Finalmente señaló: "Lo que la gente quiere, no es que haya castigo, sino que pretende que el hecho no se consuma, y nosotros empezamos a actuar después de la consumación del delito. Lo que sí les puedo asegurar es que desde la fiscalía asumimos el problema y estamos todos preocupados, no somos insensibles; y estamos trabajando en este sentido". 
Virtudes del sistema
Olazábal reiteró la trascendencia que tuvo para la provincia la entrada en vigencia del nuevo sistema procesal penal en Santa Fe el 10 de febrero de 2014. “Constitución sí o Constitución no, era el dilema que se presentaba, y sigue siendo todavía el mismo que se nos presenta y al que tenemos que responder cada vez que tenemos alguna duda sobre el funcionamiento real del nuevo sistema de justicia”, señaló el titular del MPA.
Respecto de la infraestructura del ministerio en la provincia, se destacó la presencia en 20 ciudades distribuidas en 17 de los 19 departamentos provinciales como una "expansión territorial que marca un hito para la Justicia Santafesina". Según el Fiscal General, esto marca un "cambio de roles": “Ya no es más el vecino el que debe trasladarse a los grandes centros urbanos para que su demanda de Justicia sea escuchada; ahora es el fiscal del MPA el que se acerca a las víctimas para acompañarlas, para brindarles asesoramiento y garantizarles sus derechos”.
Diputados presentes
La presentación realizada por Olazábal hoy contó con la presencia del presidente de la Cámara de Diputados, Luis Rubeo y de los diputados Mario Lacava; Santiago Busatto; Santiago Mascheroni; Alicia Gutiérrez; Alicia Damiani; Inés Bertero; Germán Mastrocola; Marcela Aeberhard; Eduardo Toniolli; y Verónica Benas.