santafe
Martes 01 de Diciembre de 2015

Declararon la Emergencia Hídrica en la ciudad por el fenómeno El Niño

Lo dispuso el intendente José Corral, en el marco de la reunión del Centro de Operaciones que se constituyó para monitorear la crecida de ríos. En el encuentro también se analizaron las medidas a tomar en el marco de los protocolos de actuación del Gobierno de la Ciudad. Las primeras estimaciones indican que será una crecida ordinaria, similar a la ocurrida hace dos años.

En el Centro de Operaciones del Gobierno de la Ciudad, ubicado en el tercer piso del Palacio Municipal, el intendente José Corral encabezó una nueva reunión para evaluar las proyecciones meteorológicas e hidrológicas y su impacto en la capital provincial. Tras el encuentro, se anunció oficialmente que el Ejecutivo local resolvió declarar la Emergencia Hídrica en la capital provincial, por lo que se remitirá la disposición al Concejo Municipal para contar con las autorizaciones correspondientes.
Además, se analizaron las medidas de prevención que se están llevando adelante y las pautas a ejecutar ante la posible crecida de los ríos, tanto Paraná como Salado. En el encuentro también se coordinó el trabajo que llevaron a cabo las diferentes áreas del gobierno local, en el marco del protocolo de actuación vigente.
 
Importancia
La secretaria de Comunicación del Gobierno de la Ciudad, Andrea Valsagna, destacó la importancia de declarar esta emergencia teniendo en cuenta que “estamos ante la presencia del Fenómeno El Niño, que indica para la zona lluvias superiores a las normales, con el impacto posible en la crecida de nuestros ríos”.
En esta línea, la funcionaria recordó que cuando se vivió un fenómeno de estas características no fue tan intenso como se preveía, pero “en esta ocasión estamos ante la presencia de un Niño intenso y consolidado, y eso anticipó los pronósticos de crecida del río Paraná”, agregó.
Vale aclarar que el Gobierno de la Ciudad hace un monitoreo permanente: hoy el río Paraná se encuentra en 4,10 metros, y el Salado en 4,27 metros. “El escenario de previsión que están indicando el Instituto Nacional del Agua (INA) y los organismos técnicos que evalúan esta situación, marcan el inicio de una crecida que va a ser con valores ordinarios, pero en un momento del año donde no suele haber este tipo de crecidas. Por eso estamos esperando para este mes de diciembre tener el río crecido con afectación de las familias que viven fuera del sistema de defensa”, contó la secretaria de Comunicación.
 
Estar preparados
Más adelante, Andrea Valsagna dijo que “se activaron todos los mecanismos y las medidas que las distintas áreas del Municipio tienen que tomar para preparar los refugios, y si fuesen necesarios, los módulos para algunas familias, es decir todo el operativo vinculado a la preparación de la situación de emergencia”.
Anticipó que de ahora en adelante se llevará a cabo un proceso de información permanente a la población a través de los medios de comunicación, y también de contacto con las familias que pueden resultar afectadas, para ir conversando y analizando las distintas situaciones e ir ordenando la posible evacuación.
Sobre la situación de los vecinos de la Vuelta del Paraguayo que se encuentran fuera de los anillos de defensa, Andrea Valsagna explicó que “vamos a conversar con las familias porque tenemos dos alternativas estudiadas para su reubicación en la zona. Vamos a llevar adelante un proceso de diálogo con ellos, de manera que sea el lugar más adecuado”.
Para la funcionaria, “la prioridad es que puedan evacuarse en un lugar seco y seguro, donde el Municipio pueda brindar los servicios básicos que necesitan las familias que lamentablemente tienen que dejar sus hogares. Son familias que están fuera del anillo de defensa del río”.
Si bien “hoy hay un escenario de incertidumbre y no podemos saber cuánto tiempo va a estar el río con valores por encima de los normales, la prioridad es siempre que estén cerca de sus viviendas, pero por supuesto hay que conversarlo con ellos”, remarcó Valsagna.
 
Protocolo de actuación
Los funcionarios municipales aclararon que aún es prematuro para saber  con exactitud cuándo será el pico más alto del Paraná. Valsagna explicó que “el río va avanzando y nos da este tiempo de 15 a 20 días para organizar toda la emergencia, así que estimamos que hacia mediados o fin de mes vamos a estar con este proceso de posible evacuación”. De todas formas, va a depender de cómo continúen desarrollándose las lluvias en el norte del país y en el sur de Brasil, que es lo que incide en la altura que pueda tener el Paraná en Santa Fe.
La secretaria de Comunicación explicó que la declaración de la Emergencia Hídrica “nos permite facilitar y agilizar los trámites para adquirir materiales y trabajar en la preparación de los refugios o los terrenos, o eventualmente en enero tener las previsiones para la atención de las familias afectadas”.