santafe
Jueves 27 de Agosto de 2015

Diputados volvió a postergar el debate por las fumigaciones

El tema debía tratarse el jueves, pero no se llegó a un consenso entre las dos iniciativas que intentan modificar la Ley 11.273 de fitosanitarios. El debate llegaría al recinto en la próxima sesión

Los diputados no lograron un consenso entre los dos proyectos que intentan modificar la Ley Provincial Nº 11.273 de fitosanitarios y el tema no se trató en la sesión de este jueves. Ahora se pidió preferencia para que el tema sea tratado en la siguiente –que sería el 10 de septiembre–, aunque hubo legisladores que como no estarán en el país en esa fecha ya pidieron que se trate el jueves 17.
LEER MÁS: Ambientalistas se concentraron por una nueva ley de fitosanitarios en la provincia
 
Este jueves hubo cerca de 200 personas que se congregaron frente a la Legislatura. Eran integrantes del Foro por la Salud y el Ambiente y la Multisectorial Paren de Fumigarnos, que desde hace años vienen reclamando cambios en la norma. La iniciativa que impulsan las ONG es la que presentó el diputado José María Tessa (Nuevo Encuentro) y que pide la prohibición de las fumigaciones aéreas y un radio libre de fumigaciones de 800 metros a partir de la línea urbana de cada pueblo y ciudad de la provincia.
 
El otro esquema es el que redactó la diputada oficialista Inés Bertero. En esa propuesta el límite para las fumigaciones está en los 100 o 200 metros –dependiendo de si hay o no una barrera vegetal– y se limitan las fumigaciones aéreas a tareas específicas y que no se podrían realizar por medio terrestre.
 
Las diferencias son notorias. Al ser consultado sobre si no es poco tiempo intentar tratar el tema en la próxima sesión, Tessa dijo: “No, porque las diferencias se reducen a dos artículos. Si podemos resolver eso, saldaríamos las diferencias sustanciales. Lo demás se puede acordar”.
 
“Bertero plantea 200 metros y es un avance –el primer proyecto del oficialismo permitía fumigar a 50 metros de los pueblos. Nosotros veremos si podemos acercar posiciones”, agregó Tessa quien aseguró que ahora van a debatir la revisión del artículo que pide la prohibición total de las fumigaciones aéreas para luego llevar las conclusiones a la mesa con los diputados del Frente Progresista.
Discusión. Se pidió preferencia para que el tema sea tratado en la siguiente sesión que sería el 10 de septiembre / Foto: Mauricio Centurión - Uno Santa Fe
 
La temática es muy compleja de abordar. El mismo Tessa reconocía que “hay muchos intereses en juego” y que son “de distinto tipo, de distinto calibre; desde Monsanto hasta los productores que están en los alrededores de los pueblos”.
 
Por su parte, Bertero aseguró que en la prohibición es donde está la diferencia. “La multisectorial ahora propone que esto sea progresivo, pero eso no modifica la sustancia del tema. Creemos que la progresividad en materia de producción agropecuaria no tiene mucho sentido”, dijo Bertero.
 
En relación a su iniciativa, la legisladora dijo que los 100 o 200 metros más cercanos a las poblaciones se destinarían a la producción agroecológica y luego, hasta los 800 metros, solo se permitirían los productos de banda azul y verde con la presencia de un veedor que controle.
 
—Bertero, ¿usted estaría dispuesta a flexibilizar el límite de los 200 metros?
—Creo que podría llegarse (a rever). No creo que sea tan extremo de decir 200 o 300, habría que analizarlo. Si esa voluntad se da a cambio de un acompañamiento y un consenso mayoritario, en lo personal no tengo problemas. Creo que vale la pena y uno apuesta a generar otro modelo productivo, pero hay que hacerlo seriamente y sabiendo que hay un compromiso de todos los actores.
 
Bertero consideró que desde donde se partió hasta lo que se está discutiendo en la actualidad se avanzó mucho, aunque admitió que todavía falta. “Pero no hay voluntad de salirse de la prohibición y eso es lo que dificulta”, insistió.
 
Decepción ambientalista
Los manifestantes se enteraron mientras armaban el escenario donde hubo espectáculos musicales (entre otros tocó Rubén Patagonia) que el proyecto no se iba a tratar. “No nos sorprendió. Se suponía que ellos sabían que íbamos a venir y como no tienen resuelto aprobar nuestro proyecto lo que hacen es postergar y ver cuánta fuerza pueden juntar para llevar adelante su proyecto”, dijo Paulina Riera, presidenta de la Asociación Defensa del Ciudadano.
 
“Si bien son dos proyectos que pueden llegar a consensuarse, aunque no sé cómo, van en distintas direcciones. Uno va por el respeto a la tierra y por el futuro. El otro va a lo inmediato, que es el dinero. Cuanto más tiempo tenemos de glifosato sobre nuestra tierra y nuestra gente, más enfermedades van a ir apareciendo”, aseveró.

Ante la pregunta de cuáles son los puntos que están dispuestos a consensuar y cuáles no, Riera dijo: “Estamos dispuestos a consensuar el tiempo, porque no nos queda otra. Les daríamos un plazo para que se aplique la norma con las distancias que tiene nuestro proyecto. Hay varias poblaciones que ya respetan los 800 metros, no podemos ir para atrás”.
Hipólito Ruiz / hruiz@uno.com.ar