santafe
Jueves 09 de Julio de 2015

El Municipio clausuró una armería local

Lo dispuso la Secretaría de Control al constatar que el local ubicado en Bv. Pellegrini 2421 no cumplía con una de las disposiciones exigidas en la Ordenanza 12.146. 

La Secretaría de Control del Gobierno de la Ciudad de Santa Fe dispuso la clausura preventiva del local ubicado en Bv. Pellegrini 2421 habilitado como armería, por incumplimiento de la Ordenanza que regula este tipo de actividad en la capital provincial.
Las actuaciones se inician al tomarse conocimiento de que el Gerente de la firma comercial “La Escondida SRL” se vio involucrado en un procedimiento policial donde se le secuestraron 8 cajas de 500 cartuchos cada uno del calibre 12 de la marca Stoping Power, que no contaban con documentación para ser transportadas y carecían de la autorización correspondiente del RENAR.  Ante esta situación, la Secretaría de Control dispuso una serie de medidas para “verificar el cumplimiento de las disposiciones legales vigentes tendientes a garantizar la preservación de los datos que obraren en el sistema informático municipal de control de venta de armas y municiones, y decidió “bloquear el usuario de la empresa en cuestión”, de manera de contar con un reporte del listado de ingreso y egreso de municiones, el cual se verificó sin información.
Al constatarse que “se ha configurado una clara violación a las obligaciones a cargo de la empresa comercial por no haber efectuado la carga correspondiente al ingreso y egreso de las municiones”, el Municipio dispuso la clausura preventiva del local, que se realizó en el noche de ayer, y la citación de los titulares del comercio para someter las registraciones y las mercaderías a una auditoría específica.
Control de armas y municiones
Cabe recordar que en octubre de 2014 el intendente José Corral envió al Concejo Municipal un proyecto que estableció nuevos controles y requisitos para la habilitación y funcionamiento del comercio de armas, municiones y materiales controlados en Santa Fe, tras la suspensión de la venta que había dispuesto el 15 de octubre. La Ordenanza 12.146 fue aprobada en noviembre del año pasado y prevé el procedimiento para la regulación de estos comercios, y constituye una de las más avanzadas del país. Dispone el cumplimiento exhaustivo de los requisitos exigidos por los organismos nacionales para este tipo de comercios, a través del RENAR.
Además, en su artículo 4 dispone la implementación de un sistema informático municipal de utilización obligatoria para las personas, locales y lugares que realicen las actividades comprendidas en la misma, que deben registrar de manera inmediata el movimiento de este tipo de elementos, de manera de permitir una fiscalización on line de los inventarios y depósitos y el control de la actividad.
Tras conocerse la información sobre el secuestro de municiones sin documentación que transportaba el gerente de la armería y que fueron requisadas por la policía provincial, y al  constatarse que la firma no había cargando información sobre el movimiento de dicha mercadería en el sistema informático correspondiente, el Municipio dispuso la clausura preventiva del local.