santafe
Sábado 18 de Abril de 2015

Elecciones en Santa Fe: Una encuesta que perfilará el escenario político hacia junio

A las 8 arrancan las primarias en la provincia. Sin internas en la categoría a gobernador en el PRO y el PJ, el Frente Progresista medirá su fortaleza para ir por otro mandato. Cachi y Buzzi dirimen en el massismo. 

Hoy, entre las 8 y hasta las 18, más de 2,5 millones de santafesinos están habilitados para votar en las elecciones Primarias Abiertas Simultáneas y Obligatorias que dirimirán las candidaturas para las generales del 14 de junio. De las cinco categorías en disputa (ver además páginas 4, 5 y 6), la que despierta gran interés tanto hacia adentro de la provincia como hacia afuera, es la de gobernador y vice que, contradictoriamente, es una de las más desvirtuadas en el concepto que dio origen a las Paso. Esto es debido a que seis de las ocho fuerzas políticas que presentaron fórmulas, no tienen interna.
Lo que suceda hoy obviamente será visto con mucha atención en la provincia, pero también genera expectativas en el resto del país ya que tendrá directa vinculación con las aspiraciones de algunos candidatos presidenciales.
 La pulseada en el Frente
En el gobernante Frente Progresista Cívico y Social quienes se enfrentan son las fórmulas compuestas por Miguel Lifschitz-Carlos Fascendini (Adelante Santa Fe) y Mario Barletta-Eugenio Malaponte (Firmeza para Avanzar). El socialista Lifschitz, exintendente de Rosario y actual senador provincial, se presentó durante la campaña como el sucesor “natural” del exgobernador Hermes Binner y el actual Antonio Bonfatti, quienes apoyaron fuertemente su precandidatura, sobre todo en el último tramo. Barletta, por su parte, sorprendió con las duras críticas, sobre todo en  el tema seguridad, que disparó contra sus adversarios en el Frente como estrategia proselitista. A tal grado llegó el tenor de los cuestionamientos, que hasta se sospechó de una hipotética fuga de votos hacia el PRO frente a un resultado adverso hoy. Lo cierto es que Barletta intentará en primera medida convalidar que la capital provincial sigue siendo el bastión inexpugnable de la UCR en la provincia dentro del Frente. Vale destacar que ya en el cierre de campaña, tanto de un lado como del otro empezaron los gestos de buena voluntad para un entendimiento luego de las Paso. Es lógico: en pocas semanas los que hoy se enfrentan compartirán actos, afiches, campañas, caminatas.
 Visto desde la Rosada
Omar Perotti hoy no competirá contra nadie. Es el candidato de consenso en el PJ, luego de haberse frustrado la aspiración de muchos, de que su lugar lo ocupe María Eugenia Bielsa, quien allá por febrero parecía la tabla de salvación frente a lo que se esperaba sea una catástrofe electoral del atomizado peronismo santafesino. Lo acompaña como candidato a vice el kirchnerista Alejandro Ramos, secretario de Transporte de la Nación.    
Perotti recorrió la provincia de punta a punta en busca de apoyo y evitar un desbande de dirigentes provinciales del PJ hacia otros opciones electorales. De acuerdo a lo que se pudo observar ya sobre el cierre de la campaña, en gran medida lo logró. Fue un espaldarazo muy fuerte el que recibió el lunes de la semana pasada con la visita del gobernador de Buenos Aires Daniel Scioli, por estos días el precandidato mejor posicionado en el kirchnerismo para suceder a Cristina Fernández de Kirchner. Scioli acompañó a Perotti en la capital provincial, en Reconquista y en Rosario. En el kirchnerismo parecen tener en claro que un buen desempeño del hombre del PJ en Santa Fe fortalece el anhelo de continuidad a nivel nacional.  
Con el apoyo de Macri
Miguel Del Sel votará en Santa Fe esta mañana y luego partirá hacia Rosario, donde tendrá su búnker y esperará los resultados, en compañía de su candidato a vice, el concejal radical de aquella ciudad, Jorge Boasso. En el PRO confían en que lograrán un gran respaldo del electorado y por tal razón anticipan que Mauricio Macri viajará desde Capital Federal hasta Rosario a sacarse la foto de los festejos con su candidato en Santa Fe.
En el macrismo nacional consideran vital el desempeño de Del Sel, que al igual que Perotti no tiene oponente interno. Al humorista se lo medirá, sea esto correcto o no, directamente con los votos que obtenga Lifschitz, que vale recordar sí divide votos.
La relevancia de Santa Fe para el partido del jefe de gobierno porteño, es que un resultado positivo en la provincia hoy y en junio, le servirían de plataforma de lanzamiento para las presidenciales. Muestra de esa necesidad es que Macri operó para obtener el apoyo de Carlos Reutemann a su postulación y lo logró. En la campaña de las Paso no se lo vio tan activo al exautomovilista. Se espera mayor presencia hacia las generales.  
La incógnita del massismo
En el Frente Renovador sí hay interna. Allí, en la principal categoría quienes se enfrentan son el diputado nacional Oscar “Cachi” Martínez y el dirigente de la Federación Agraria, Eduardo Buzzi. Martínez confía primero en tener una buena performance en la capital de la provincia, donde está su fuerte con su partido 100% Santafesino, que le permita imponerse y sostener su deseo de llegar a la gobernación. 
Por su parte, Buzzi se exhibió como un postulante vinculado al sector de la producción, a la pesca del voto del campo con el cuál, entiende, le alcanza para vencer en la interna.
Cómo se ve, más que los resultados en sí de la elección de esta noche, son las lecturas que se hagan de los guarismos lo que importa. Así se perfilará el escenario político que desembocará en las elecciones generales de junio, cuando de verdad se juegue por los cargos.
Fernando Arredondo / Diario UNO de Santa Fe