santafe
Domingo 27 de Diciembre de 2015

“Fue un 2015 muy lindo y esperemos seguir así en la temporada que viene”

Hace apenas una semana se consagró campeón de los 100 metros mariposa en el Campeonato Nacional Absoluto de natación que se desarrolló en el Cenard (Centro Nacional de Alto Rendimiento Deportivo), ratificando que está en la cresta de la ola.
Junto al casildense Federico Grabrich, es una de las grandes apariciones del deporte argentino, ya que cada día que pasa agiganta su estirpe que, a los 19 años, pocos se imaginaban. Tuvo una temporada de novela, pero con una perla que quedará grabada a fuego por siempre, que es la medalla de Plata en los Juegos Deportivos Panamericanos de Toronto, con un tiempo de 52”09/100, que le otorgó el pasaje directo a Río 2016 y echó por tierra una nueva plusmarca nacional.
Representante del club Unión y con Adrián Tur como entrenador, se prepara todos los días para que cada competencia que viene sea una experiencia más y que su incursión en la cita máxima del deporte mundial no sea solo de paseo sino con la meta de ser la gran sorpresa.
Así fue como se ganó un lugar dentro de los atletas más destacados: “Fue fantástico, soñado, impensado e inimaginado, donde cada cosa que me iba proponiendo se iba dando, incluso con varios plus. Quizás lo que menos me gustó fue el Mundial, no por los tiempos sino porque quería estar en las semifinales, siendo el sabor, si podría decirse, más amargo. Pero igualmente eso no opaca el resto, porque fue un 2015 muy lindo y esperemos seguir con esto en la temporada que viene. Es verdad que en los Panamericanos se me escapó la medalla de oro por apenas un par de centésimas, lo concreto es que mi objetivo era la marca y salió. Por todo eso es que termino muy contento”.
Seguidamente, admitió cómo fue saber que había dado el gran golpe: “Cuando vos vas siendo 10º y quedás 2º te da la pauta de que existe un crecimiento. Fui con la meta de una superación personal y buscando mi marca. Por la mañana lo conseguí y después, más tranquilo, fue cuestión de ir en busca del podio. Se dio como tenía que ser”.
Casi por decantación, contó que se viene para el año entrante: “Seguramente será un año distinto. Hay que entrenar más. Cuando vos lográs algo, ya lo que hiciste para valer eso no te va a alcanzar, con lo cual se debe ir en busca de más. Lo mío es cuestión de marcas, así que si quiero quebrarlas tendré que trabajar más duro. Ya lo empezamos a hacer, porque se vienen muchos torneos, concentraciones y con casi tres meses fuera de casa antes de los Juegos Olímpicos. Será un mes en México; tendremos el Preolímpico; también el Sudamericano; un circuito en Estados Unidos; el Torneo María Lenk en Brasil; y tres semanas en la altura de España. Llegaremos si Dios quiere en la mejor forma a los Juegos Olímpicos”.

Santiago Grassi /Natación (Plata en Toronto)