santafe
Sábado 02 de Abril de 2016

Hay 9.322 donantes voluntarios de médula ósea en la provincia

Al dato lo proporcionó la ONG Santafesinos hasta la Médula, tras conmemorarse el 1 de abril el Día del Donante Voluntario. La importancia de donar

Cada año a cientos de personas se les diagnostican enfermedades hematológicas (de la sangre) como leucemia, anemia aplástica, linfoma, mieloma, entre otras. Estas pueden ser tratadas con un trasplante de CPH (Células Progenitoras Hematopoyéticas), conocido como trasplante de médula ósea.
Sin embargo, según el Ministerio de Salud de la Nación, solo entre el 25 y 30 por ciento de ellas tiene la posibilidad de encontrar un donante compatible en su grupo familiar. 
El resto debe recurrir a un donante no emparentado a través de los registros de donantes voluntarios del Incucai (Instituto Nacional Central Único Coordinador de Ablación e Implante).
Marisel Vega, integrante de la ONG Santafesinos hasta la Médula, en diálogo con Diario UNO expresó: “Para entender la importancia que tiene registrarnos como donantes, según datos oficiales del Incucai, en 2015 gracias a voluntarios argentinos se realizaron 22 trasplantes de CPH en nuestro país”. Y destacó: “En la provincia de Santa Fe hay 9.322 inscriptos como donantes de CPH”.
Luego, explicó que Santafesinos hasta la Médula “es una campaña que tiene como objetivo informar y concientizar sobre qué es la donación de médula ósea, cómo registrarse y dónde hacerlo”. 
Para ello puede recurrirse a su perfil de Facebook, en donde también se informa: “La donación de células madre de la sangre es una respuesta vital para millones de pacientes en el mundo que precisan de una médula compatible y oportuna”.

Cómo es la intervención
Según explican en el Incucai, para efectuar el trasplante de CPH en una primera etapa, al paciente se le destruyen las células enfermas mediante tratamientos que combinan quimioterapia y/o radioterapia.
A continuación, se infunden al paciente las células extraídas del donante. Finalmente, estas reemplazarán a las células madre enfermas y comenzarán a producir células sanguíneas propias en un plazo relativamente corto.
Existe en el país desde el año 2003 Registro Nacional de Donantes de Células Progenitoras Hematopoyéticas, que forma parte de la Red Mundial de Donantes de Médula Ósea Bone Marrow Donors Worldwide para conseguir donantes no emparentados compatibles con el paciente que lo necesita en cualquier parte del mundo.
Es decir que las células pueden compartirse con otros receptores en el mundo.

Qué son las CPH 
Las Células Progenitoras Hematopoyéticas son células madre encargadas de producir: glóbulos rojos, que transportan el oxígeno a los tejidos; glóbulos blancos, que combaten las infecciones en el organismo y se ocupan de la vigilancia inmunológica; y plaquetas, que participan del proceso de coagulación de la sangre.
Las CPH se encuentran en la médula ósea humana que es un tejido esponjoso ubicado en la parte central de los huesos, donde se fabrican las células sanguíneas.
No debe confundirse con la médula espinal, un cordón nervioso ubicado dentro del canal raquídeo.
Las CPH circulan en la sangre cuando se estimula su salida de la médula ósea. Estas células también se encuentran en la sangre del cordón umbilical y de la placenta del bebé recién nacido.

Cómo se extraen
El donante es quien elige el método por el cual desea realizar la donación, que puede ser por médula ósea o por sangre periférica. Dicha decisión será acompañada por el equipo médico que tenga a cargo la extracción de las CPH.
Para la persona que recibe las CPH es indistinto, ya que son formas diferentes de extraer lo mismo, CPH.
Cabe aclarar que en el Registro Nacional, los donantes convocados podrán donar una vez por cada método de extracción.

Condiciones
Para ser donante se requiere tener un buen estado de salud, tener entre 18 y 55 años y pesar más de 50 kilos. Quien quiera donar también puede dirigirse a los centros de donantes que funcionan en los Servicios de Hemoterapia de 58 hospitales de todo el país. 
Allí, le harán una extracción de sangre. Con el consentimiento informado del donante se toma una pequeña muestra de la unidad de sangre para realizar el análisis de su código genético (HLA), cuyos datos se ingresan al registro. Las CPH solo se donan si hay alguien que las necesite y que sea ciento por ciento compatible con el código genético del donante.
A través del Registro se podrá donar una vez por cada método de extracción y debe pasar un año entre cada extracción. Con ambos métodos, las células donadas se regeneran rápidamente, al mes de la extracción la persona está en condiciones de donar nuevamente. Por lo tanto, si un familiar necesitara su donación, podrá hacerlo sin inconvenientes.

Embarazo
Una mujer embarazada no puede ser donante, ni por sangre periférica ni por médula ósea. Al quedar embarazada, una mujer inscripta en el Registro debe comunicarlo y es suspendida por un año.
Puede donar la sangre del cordón umbilical, para ello deberá contactarse con el Banco de Cordón Umbilical que funciona en el Hospital Garrahan (único banco público habilitado para tal fin). Las vías de contacto para comunicarse con el organismo son (011) 4308-4300 int. 1731 (Servicio de Hemoterapia) y bscu@garrahan.gov.ar .
Para saber más sobre la donación de sangre de cordón umbilical haga click aquí

Lugares donde inscribirse en Santa Fe
Marisel Vega explicó que la donación de CPH es un acto voluntario, libre gratuito y solidario. Y que consta de dos instancias: la inscripción y la donación.
“Para inscribirte en el Registro Nacional de Donantes Voluntarios de CPH (médula ósea o sangre periférica) tenés que dirigirte al Centro de Donantes más cercano y donar una unidad de sangre”, agregó. 
Y precisó cuáles son los lugares en la ciudad: en el Hospital Iturraspe, el Servicio de Hemoterapia, Bulevar Pellegrini 3551, teléfono (0342) 457-5757, interno 148. También en el 
Centro de Medicina Transfusional y Hematología, en Bulevar Galvez 1985, teléfonos: 0342-452-9355/453-6474.
Si el donante resulta compatible con el paciente necesitado de trasplante de CPH en cualquier lugar del mundo, la persona recibe un llamado del Registro; y, si reafirma su decisión de donar, lo pondrá en contacto con un equipo médico para hacer efectiva la donación.
El equipo médico evaluará su estado de salud y el donante tendrá que elegir el método de donación: Sangre periférica: se trata de una práctica ambulatoria en la que se aplican cinco vacunas para facilitar la liberación de células a fin de poder ser recolectadas en un procedimiento llamado aféresis. O médula ósea (no es la médula espinal): requiere de uno o dos días de internación y anestesia general. Se punza el hueso de la cadera y se aspiran las células.
Las células son enviadas al lugar donde se encuentre el paciente. 
Al estar reglamentada la búsqueda y el traslado de CPH para el trasplante, ni el paciente ni el donante deben viajar.

Mariano Ruiz Clausen / mruiz@uno.com.ar