santafe
Lunes 25 de Enero de 2016

Hugo Aimar: “La ciencia debe ser una política de Estado”

Mirada. El investigador y vicedirector del Conicet CCT Santa Fe analizó las expectativas tras el cambio de gobierno y se refirió a los despidos en Arsat. También habló de la continuidad de las líneas de trabajo locales.

El desarrollo científico en la región y el país, en los últimos años, ha sido destacado y ha contado con una gran inversión. Desde la repatriación de investigadores y la inauguración de nuevas y modernas sedes para los institutos hasta la realización de importantes avances en el campo de la ciencia. Sin embargo el cambio de gobierno abre interrogantes sobre la continuidad de esa política de Estado. 
Hugo Aimar es un científico santafesino con una destacada trayectoria en el campo de la investigación y la docencia. En la actualidad es director del Imal (Instituto de Matemática Aplicada del Litoral - UNL/Conicet), vicedirector del Centro Científico Tecnológico (CCT) Conicet Santa Fe, investigador principal, profesor titular y consejero Superior de la Universidad Nacional del Litoral (UNL).
El investigador se refirió a los despidos en la empresa del Arsat, al desarrollo que ha tenido el CCT Santa Fe y a las expectativas para este 2016 en el campo científico local. En ese sentido, se mostró cauto pero confió en la continuidad de los procesos que ya están en marcha en la región y que se han ido consolidando con el paso del tiempo y el trabajo sostenido.
Aimar recordó que los cargos de dirección del CCT Santa Fe son elegidos por votación entre todos los directores de los institutos de investigación que integran el Consejo Directivo y que para convertirse en director de un instituto es necesario concursar y ser evaluado por un jurado altamente capacitado. “La descripción pretende dejar claro que los cargos de gestión del CCT Santa Fe, como los de los demás Centros en todo el país, no responden a la lógica de cargos políticos”, indicó y aclaró que sus opiniones son personales, no institucionales.
—Después de años de mucho crecimiento del CCT Santa Fe ¿qué expectativas tienen para este 2016?
—El crecimiento institucional se ha hecho visible desde varios ángulos: aumento con calidad e impacto (científico, social, económico) de la producción de los institutos e investigadores integrados al CCT, crecimiento en incorporación de investigadores, generación de nuevos institutos desde grupos consolidados de investigadores, mejora y actualización de equipamiento científico y una notable inversión en infraestructura edilicia. Todos los institutos que integran el CCT tienen proyectos institucionales recientes cuya ejecución depende de un sostenimiento armónico, aunque no necesariamente malthusiano, de la mayor parte de esos ítems. En particular esperamos que las obras proyectadas y aprobadas como el nuevo edificio del Instituto de Lactología (Inlain) se inicien este año.
—¿Está previsto que este año continúen las líneas de incorporación de científicos en el Conicet?
—Los ingresos a la Carrera del Investigador, las Becas y las promociones para el año 2016 ya han sido oficialmente comunicados a los agentes. Las postulaciones a las convocatorias para nuevos ingresos (2017) en la CIC están en la etapa de evaluación. Las postulaciones a nuevas becas y los concursos para cubrir cargos de Personal de Apoyo a la investigación tienen lugar en fechas específicas cada año y esperamos que lo propio ocurra en 2016. 
—¿Considera que la designación del ministro de Ciencia de la Nación, Lino Barañao, es suficiente para garantizar la continuidad de las líneas de trabajo?
—En el uso corriente la palabra “continuidad” es entendida como “constancia” o “continuación”. Para precisar la respuesta aclaro que entiendo a la continuidad de un proceso como la propiedad de no cambiar abruptamente. En ese sentido está ya claro que la continuación del ministro Barañao representa una continuidad. En particular, ya están comunicados los nuevos ingresos a la Carrera del Investigador, las nuevas Becas y las promociones, siguiendo todos los mecanismos de evaluación que son de rigor y que esperamos se efectivicen en los próximos meses. (…) Todo cambio de líneas de trabajo en investigación científica insume mucho tiempo, y aún más recursos económicos y humanos. Esa es una de las razones básicas por las que la ciencia, como muchos otros de los aspectos de la gestión nacional, debe ser una política de Estado.
“Las líneas de trabajo –agregó– en la investigación están determinadas por procesos muy lentos de generación de recursos físicos y humanos, apuntalados por financiamientos de proyectos otorgados por organismos públicos, nacionales, provinciales, privados e internacionales. Una línea de trabajo consolidada y con proyección de futuro tiene usualmente unas tres generaciones de profesionales que contribuyen a su desarrollo. Por ponerlo en los términos de la carrera del Conicet, las tres generaciones se caracterizan por investigadores superiores o principales, investigadores independientes e investigadores adjuntos o asistentes. Además de los doctorandos tesistas. Ese proceso de formación lleva décadas. Los institutos pueden verse como agregados coherentes de líneas consolidadas y en ciernes que buscan brindar espacios propicios para la investigación y que gestionan la vinculación, la interdisciplina y la transferencia de los resultados a otros sectores de la sociedad. Todos esos procedimientos están avalados por mecanismos de evaluación, del personal que participa en cualquiera de las carreras, que son permanentes, exigentes y sostenidos durante toda la vida laboral del agente con unos parámetros internacionales cuya calidad se ve reflejada en el progreso institucional del Conicet y de la ciencia argentina en todos los análisis internacionales”.

Arsat y la estabilidad laboral
Arsat es la empresa estatal responsable de uno de los avances tecnológicos más importantes del país, con el lanzamiento de dos satélites de comunicaciones producidos en el país. Sin embargo, recientemente volvió a estar en el centro de la agenda por una serie de despidos. Esa situación despertó una serie de especulaciones sobre el futuro de muchos trabajadores del Estado nacional y sobre la continuidad de las líneas de investigación que han dado resultados muy importantes a nivel nacional e internacional.
Al respecto, Aimar analizó: “Localizar en Arsat la problemática asociada a las medidas recientes del Gobierno Nacional sobre despidos y revisión de contratos de empleos públicos, relativiza el carácter traumático que tienen ese tipo de medidas en la sociedad. Arsat es una sociedad anónima de capitales estatales. No es un organismo público dependiente de un ministerio, como lo es el Conicet. Desde el punto de vista formal los accionistas de una sociedad anónima pueden sustituir a los administradores. Por cierto que, atendiendo a los logros tecnológicos de Arsat en los últimos años, desde la perspectiva de una mirada externa, como la mía, luce poco razonable la sustitución de su conducción”.
“A menos –continuó– que se interprete que los logros podrían haber sido, o podrán ser, mayores con otra gestión o que la gestión saliente tiene convicciones que le dificulten al Gobierno Nacional desestatizar la empresa”.
—En principio esos despidos no han sido de científicos sino de personal técnico ¿han tenido comunicaciones o información sobre la posibilidad de cambios similares en el ámbito del Conicet u otras instituciones dedicadas a la ciencia? ¿Cree que sería posible que haya despidos? 
—La información pública se refiere a despido de personal de gestión en Arsat. Si el Gobierno Nacional hubiese decidido cambiar al ministro de Ciencia podría haberlo hecho. Pero eso no equivale al despido de Barañao de la estructura del Estado nacional, quien hubiese vuelto a su cargo de Investigador del Conicet, a su laboratorio, a su docencia. En lo que respecta al eventual impacto en el CCT-Santa Fe de las revisiones de contratos, cabe mencionar que la gestión local del CCT ha sido muy austera en muchos aspectos y en particular en la solicitud de contratación de personal en la modalidad “Artículo 9” y los pocos agentes contratados en este CCT tienen funciones imprescindibles dentro de la estructura y las cumplen con idoneidad, profesionalismo y dedicación.

Victoria Rodríguez/ UNO Santa Fe/ victoriarodriguez@uno.com.ar