santafe
Domingo 21 de Febrero de 2016

La EPE tendrá este lunes una estimación de los domicilios sin energía

Este domingo, la empresa finalizaba los trabajos en media tensión. Aseguran que los piquetes dificultaron los trabajos. El municipio exige accionar policial para evitar cortes de tránsito.

Desde la EPE informaron que no pueden devolver el suministro hasta no estar seguros de que las líneas se encuentran en buen estado. Durante el fin de semana, los trabajadores de la empresa finalizaban los trabajos en media tensión pero advierten que muchos hogares pueden seguir sin suministro de luz. En este sentido, desde la Empresa Provincial de la Energía señalan que todavía resta solucionar los problemas en baja tensión. Durante la jornada de hoy se conocerá una estimación sobre la cantidad de reclamos domiciliarios. Desde la EPE insisten en que el trabajo es a destajo y subrayan que los inconvenientes exceden a la ciudad y a la región del gran Santa Fe.
Durante el día domingo se registraron diversos piquetes en arterias importantes de la capital provincial. Los vecinos, disgustados porque después de más de dos días continuaban sin energía, se manifestaron en calles y rutas con cortes totales de tránsito en algunos casos. Desde la Municipalidad informaron que “este tipo de manifestaciones son irracionales”, aseguran que dificultan y demoran los trabajos y exigen mayor presencia policial para evitar este tipo de protestas o para despejar las arterias cortadas.
En dialogo con Diario UNO, el vocero de la Empresa Provincial de la Energía, Hugo Ceré, explicó el estado de situación: “Registramos todavía algunos inconvenientes, pero no tenemos circuitos de media tensión fuera de servicio de forma completa”.
El representante de la EPE fue claro en el diagnóstico: “Hay mucho destrozo y no podemos arriesgarnos a habilitar el servicio en todos los lugares porque puede ser peligroso y queremos evitar tragedias. Entonces, la empresa está habilitando donde la red se encuentra en mejores condiciones”. Ceré insistió en la peligrosidad de la situación y agregó: “Tenemos que tener todo limpio, no podemos rehabilitar una zona donde hay cables cortados, es un peligro. No podemos reponer sin estar seguros de la situación”.
Sobre la manifestación de personas cortando el tránsito en distintos puntos de la ciudad por la falta de luz, Ceré consideró: “Los piquetes provocan que nosotros no podamos atravesar con la camioneta o con las máquinas. Eso se refleja en mayor tiempo para devolver el servicio”.
Además, informó sobre los trabajos realizados desde que ocurrió el fenómeno climático y explicó: “La red de media tensión se encuentra levantada casi en su totalidad. Pudimos levantar el servicio hasta el kilómetro 26 de la ruta 1”. Sin embargo, aclaró que esta situación no implica que todos los vecinos tengan luz en sus hogares y dijo: “Esto no quiere decir que todos tengan energía, sino que la red más importante que lleva energía a la ruta 1 está en condiciones. Nosotros levantamos la media tensión, pero todavía resta realizar una evaluación sobre la situación en baja tensión. Para eso, necesitamos que los vecinos hagan el reclamo en la Empresa Provincial de la Energía para detectar todos los casos”.
A partir de hoy, la empresa que brinda el servicio de energía en Santa Fe se ocupa de la segunda etapa de trabajos: relevar la cantidad de reclamos en baja tensión; es decir, los reclamos domiciliarios. “Yo calculo que para el día de mañana (por hoy) vamos a tener una idea de la situación en baja tensión. Creemos que vamos a tener un paquete importante de reclamos”, manifestó.
“Es un delito in fraganti”
Así se refirió el secretario general de la Municipalidad, Carlos Pereira, respecto a la falta de respuestas de la policía ante un piquete. El funcionario dijo: “La policía no está cumpliendo con su rol en este momento. La EPE hace lo suyo, la Municipalidad hace su trabajo y la policía no nos está garantizando la libre circulación. Cortar la circulación en medio de una emergencia es un delito y un delito in fraganti”.
Pereira dijo que los cortes son “irracionales” y aseguró que no corresponde “ni siquiera una denuncia judicial” para resolver la situación. “A mí me gustaría mucho que algún fiscal actúe de oficio pero me parece que es demasiado pedir a la Justicia, porque nunca hace nada en estas situaciones y nos deja indefensos, incluso en situaciones de emergencia”, sostuvo el funcionario.
Pereira aseguró que había trabajos municipales y de la EPE que se encontraban retrasados por este tipo de protestas. “Hay zonas que podrían tener luz y no la tienen por culpa de los piquetes. Hoy (por ayer) la empresa de energía nos reclamaba una grúa para la zona de Colastiné y la máquina llevaba más de tres horas de demora. Nosotros decidimos no mandar retropalas a Colastiné porque tenemos un corte sobre la ruta y no podemos darnos el lujo de tener las maquinarias paradas”, afirmó.
Por último, el secretario general de la Municipalidad insistió: “La afectación al servicio público es muy evidente y la policía parece que ha tomado la decisión de no facilitarnos las tareas; ni a la EPE, ni a nosotros. Los cortes no se pueden negociar, estamos en una situación de emergencia. La policía tiene que actuar, en primer lugar preventivamente y no lo está haciendo. Son situaciones que sospechamos que iban a suceder”.