santafe
Miércoles 13 de Enero de 2016

Paritarias: “No hay peor acuerdo que el que no se puede cumplir”

  El ministro de Economía, Gonzalo Saglione, dijo que buscarán un acuerdo que satisfaga a los gremios y al gobierno

La apertura de negociaciones paritarias en la provincia aún no fue citada formalmente, pero los gremios y el Estado ya empiezan a sacar sus números. Diario UNO le consultó al ministro de Economía, Gonzalo Saglione, cómo van a impactar los incrementos de sueldos de 2016 en las arcas de la provincia, y el funcionario respondió:
“El componente de personal es un componente significativo en el presupuesto de la provincia. En ese sentido la negociación paritaria la afecta de un modo importante. Estamos discutiendo sobre el componente más importante de una jurisdicción subnacional cualquiera, en este caso Santa Fe. Ese componente es importante y cualquier cambio que se genere en el nivel salarial impacta de un modo significativo en el presupuesto de la provincia”.

“En ese sentido –continuó–, planteamos que cuando se dé la negociación paritaria vamos a buscar un acuerdo que sea satisfactorio para los gremios, en términos de estar cumpliendo con las expectativas que estos tienen en materia de la capacidad adquisitiva de los salarios de los trabajadores de la provincia; y a su vez, que sea un acuerdo cumplible por la provincia en cuanto a su real capacidad de pago”.
 
 
—Algunos gremios hablaron de un piso de entre 35 y 40%, ¿esos serían incrementos razonables?
—Creo que no estamos en condiciones ni los gremios ni las provincias de estar planteando porcentajes en este momento, no por el momento del año sino por el momento de la economía argentina. Creo que todavía estamos siendo espectadores de un conjunto de medidas que se están anunciando por parte del Gobierno Nacional. Eso nos está dando un marco de incertidumbre sobre lo que va a suceder en el presente ejercicio. Si los gremios y el gobierno planteamos números, nos estamos equivocando porque no sabemos qué va a pasar. Y de mi parte, asumir compromisos de pago sin tener algún grado, no digo de certeza sino de no tanta incertidumbre, sobre cómo va a ser el comportamiento de las variables macroeconómicas durante el año, no sería serio de mi parte. Y creo que tampoco sería conveniente para la otra parte que se sienta en la negociación paritaria atarse a porcentajes sin ese elemento que debe ser tenido en cuenta. 
 
—Pero antes de empezar las negociaciones usted les va a decir a los ministros de Gobierno y Educación cuánto es lo que pueden ofrecer.
—Sí, claro. Pero eso tiene que ver con nuestras propias estimaciones de recursos y eso hoy viene de dos variables que tienen un alto grado de incertidumbre: qué va a pasar con el nivel de actividad económica; y qué va a pasar con el nivel de precios.
 

—¿Y cuándo van a saber eso?
—No podemos dar una fecha de cuándo lo vamos a saber. Pero estamos todos los actores que nos tenemos que sentar en la discusión paritaria, todas las provincias, la Nación y el sector privado, con la incertidumbre y no podemos definir una fecha. Lo que creo es que es conveniente, cuando uno asume compromisos de mediano plazo, tener algún grado información sobre lo que va a suceder; porque el compromiso tiene que ser efectivizado. Tengo la tranquilidad de que esto no es propio de la provincia de Santa Fe, sino de todas las administraciones provinciales. Por eso todas las provincias vamos a pedirle a la Nación que, más temprano que tarde, nos pueda dar un marco apropiado para sentarnos en la negociación paritaria.
 
—¿Antes del inicio de las clases lo podrán tener?
—Yo no puedo dar fechas porque incluso no es responsabilidad del Ministerio de Economía ni convocar ni conducir los procesos paritarios. Sí lo que planteamos es cuál va a ser nuestra capacidad de pago. Pero cuáles van a ser las fechas de estas reuniones y con qué parámetros, hoy es aventurado decirlo.
 
—¿Se puede utilizar el dinero del fallo de la Corte para pagar salarios?
—Todos aquellos recursos que no estaban presupuestados para 2016 y que se van a recibir como consecuencia del fallo de la Corte, el Ejecutivo se compromete a aplicarlos al programa de inversión pública de la provincia, incluso incrementando las partidas que el presupuesto prevé a tal efecto. Por lo tanto, el fallo de la Corte no nos va a permitir financiar la política salarial del ejercicio. Eso tiene que financiarse con recursos genuinos corrientes del presupuesto. Por eso, cuando se dé la instancia de negociación paritaria nuestra búsqueda, nuestro interés como gobierno, es llegar a un acuerdo donde ambas partes quedemos satisfechos. No hay peor acuerdo que el que no se puede cumplir. Con lo cual, en una actitud absolutamente seria de nuestra parte, lo que vamos a plantear en esa instancia de negociación es cuál es la verdadera capacidad de pago que va a tener la provincia para afrontar los compromisos salariales del ejercicio.
 
—¿La provincia podría volver a tomar deuda para pagar salarios?
—Hoy tenemos una ley que nos autoriza un monto y que tiene que ver con operaciones de financiamiento a corto plazo y nos permite durante el año ir manejando las finanzas en términos estacionales de la mejor manera posible. Es decir, cubriendo baches financieros de corto plazo con financiamiento a corto plazo. Eso no significa endeudarse, sino ir viendo en cada momento cuál es la posición financiera. Hoy lo que tenemos es una primera emisión de letras por 400 millones de pesos, estamos sondeando el mercado, y la posibilidad de hacer una próxima emisión. Esto tiene que ver con en qué medida vamos logrando como provincia una posición financiera que nos permita llevar adelante un esquema de pago, de la totalidad de los pagos que la provincia realiza que no solo tiene que ver con el gasto en personal, sino también en adquisición de insumos para el funcionamiento de los hospitales, el combustible para los patrulleros, el pago de la obra pública y todo lo que hace al funcionamiento del Estado.
Hipólito Ruiz / hruiz@uno.com.ar - De la Redacción de UNO