santafe
Lunes 15 de Febrero de 2016

Polémica por las altas temperaturas: ¿hubo 62.5 ºC de térmica este viernes?

El pasado día viernes, minutos después de las 13.30, la ciudad de Santa Fe fue un verdadero horno. Según el Centro de Informaciones Meteorológicas de la UNL (CIM), la sensación térmica superó los 62º. Especialistas aseguraron que esas métricas son "imposibles". 

Apenas unos minutos después de las 13.30 del pasado día viernes, la ciudad de Santa Fe, según el Centro de Informaciones Meteorológicas de la UNL (CIM), se convirtió en una sucursal del desierto africano de Sáhara. Es que según las métricas de dicha estación meteorológica, la sensación térmica llegó a los 62.5 ºC, cuando la temperatura marcaba 37.1 ºC. 


Tal fue el impacto informativo registrado por Diario UNO de Santa Fe en su edición digital sobre la métrica de la temperatura, que diversos medios del país se hicieron eco de la noticia y la replicaron en sus portales web, programas de radio y televisión. 
• LEER MÁS: Con 62.5º de térmica, se registró un nuevo récord de demanda de potencia en Santa Fe
Pero luego de que las "llamas del infierno" hayan calcinado los termómetros santafesinos, la tormenta y la lluvia se hicieron presentes en la región apagando el impacto informativo. 
Pero este lunes, Jorge Coghlan, director del Observatorio Astronómico y Museo del Espacio, CODE, se refirió al "caluroso" episodio del día viernes y lo definió con un "blooper".
• LEER MÁS: Con el calor infernal de hoy, llega el alerta meteorológico
"Hubo un gran error al hablar de una sensación térmica de 62.5 ºC, ya que es una métrica imposible, debido a que nunca la sensación térmica puede superar el 60 por ciento de la temperatura reinante, en ese momento 37.1º", sostuvo Coghlan y continuó agregando: "Considero que hubo un error de cálculo, ya que de ser cierto, estaríamos hablando de una temperatura récord en la historia de la meteorología mundial en cuanto a sensación térmica".
¿Cómo se mide la S.T.?
Según el director del CODE, "las máquinas de las estaciones meteorológicas brindan de forma electrónica la sensación térmica, pero la verdadera medición se tiene que llevar adelante con todo un equipo interdisciplinario de personas diseminadas en toda la ciudad, midiendo la temperatura corporal de por lo menos, entre 10 y 20 personas ubicadas en diferentes zonas, para luego establecer en función de esas métricas un promedio. Además, se deben tener datos previos de las personas a las cuales se les realizan las mediciones, como ingesta de alimentos y bebidas, si ha tomado medicación o realizado actividad física".
Para el especialista, se trató de un error de cálculos, como suele ocurrir con personas que trabajan a diario con la ciencia. "Lo cierto es que no podemos llevar cifras a extremos totalmente inaceptables. Si esto hubiese resultado cierto, el viernes pasado hubiésemos tenido una temperatura que ni siquiera existe en el desierto de Gobi, en el norte de China", manifestó Coghlan.
"Dicho esto, y teniendo en cuenta la complejidad de la toma de dichas métricas en relación a la sensación térmica, lo que se utiliza para medir la térmica son tablas promedio anuales, de la mano de los datos brindados por los equipos electrónicos que otorgan la sensación térmica de la zona donde está instalado. Las tablas internaciones de medición de sensación térmica marcan cómo máximo 55 ºC, el límite físico y psicológico del cuerpo humano", continuó explicando.
Para finalizar, el especialista recurrió al humor para desdramatizar la situación: "Estamos tan acostumbrados al confort del aire acondicionado, que con el correr del tiempo, nos estamos volviendo más ´flojitos´ a la tolerancia de las altas temperaturas. El que se queja que en verano hace calor, y en invierno hace frío, se equivocó de planeta para vivir".
Matias De Philippis / Diario UNO Santa Fe.